La región

La Tuerca, una radio feminista que usa el lenguaje inclusivo

La emisora transmite on line desde Roldán. "La idea es deconstruirnos junto al público", dice la coordinadora general, Alejandra Buttiche.

Domingo 04 de Octubre de 2020

Radio La Tuerca es una emisora con perspectiva y paridad de género, y lenguaje inclusivo. Se trata de una experiencia inédita en el país que lleva dos meses transmitiendo on line desde la ciudad de Roldán, aunque el interés de sus integrantes es que sea “una radio feminista que pueda llegar a todos lados”, abordando los más diversos temas. “La idea es poder deconstruirnos junto con el público. Estamos en constante deconstrucción”, manifestó la coordinadora general y artística del proyecto, Alejandra Buttiche.

“Como esta es una radio feminista, no queríamos ponerle un nombre que fuera obvio. Pensamos en La Tuerca porque generalmente es una pieza que se atribuye a que solo la usan los varones. Con el nombre queríamos decir que siendo mujeres también podemos ajustar tuercas, que no es algo ajeno al género. El slogan de La Tuerca es una radio ajustada por mujeres”, explica.

“Las temáticas siempre tienen perspectiva de género, pero no son específicamente relacionadas a las cuestiones de género”, señala Buttiche, que además es co-conductora del programa Dando Vueltas (lunes a viernes, de 9 a 11) junto a Noelia Coria Moya, acompañadas en la producción por Maxi Gaete. “Es un magazine diario en el que metemos información, pero sobre todo mucho humor y notas sobre distintos temas”.

El día comienza a las 8 horas con Personalmente, un programa diario “informativo y de música”, conducido por Silvia Cáceres. A la tarde, de 18 a 19.30, es el turno de Ingrávidas Palabras, con Loreley Flores y Julieta Bielsa en la conducción, y la producción de Emanuel Paiva. El equipo de la radio se completa con Verónica Yáñez Pedrana en la coordinación de las redes y María Celeste Catraro en la producción fotográfica.

El sitio web en el que puede escucharse la emisora, y en donde “hay subidas más de 180 notas en estos dos meses”, es www.latuercaradio.online.

Buttiche entiende que “el rasgo distintivo” de La Tuerca es que se trata de una radio feminista única en el país. Pero aclara que el objetivo no fue convertirse en pioneras, “sino en ser una radio feminista que pueda llegar a todos lados, siempre tratando de hacer entrevistas de distintos lugares del país, incluso del mundo”.

La integración de los equipos periodísticos es toda una definición de cómo piensan y actúan. “Debe haber paridad, tanto sea en el micrófono o fuera del micrófono. Y los roles deben ser igualitarios”, indica Buttiche, antes de referirse a la hegemonía masculina que prevalece en las radios.

“Según un relevamiento sobre las radios de Buenos Aires que realizó «Nos Quemaron por Brujas,» una productora que originalmente era un programa de radio, en los horarios centrales es muy alto el porcentaje de hombres que conducen en relación a las mujeres. Las columnas de economía y de deporte son ciento por ciento de varones. Donde hay más variedad es en espectáculos, moda y cocina. Las mujeres siempre están relegadas a lugares considerados de menor importancia”, dice.

“La idea es poder cambiar ese paradigma. No hablamos de que se de vuelta y las mujeres hagan todo, sino que se las reconozca”, agrega.

Buttiche sostiene que la lucha contra la desigualdad de la mujer y el respeto por la diversidad sexual es un proceso de aprendizaje permanente, de todos. “La idea es poder deconstruirnos junto con el público. Estamos en constante deconstrucción. Ninguna nació feminista. Nos fuimos deconstruyendo en el camino, porque nos dimos cuenta de las desigualdades y en algún momento las cuestionamos. Con el varón pasa exactamente lo mismo. Están aquellos a los que les interesa renunciar a los privilegios. En relación a los medios de comunicación, pasa exactamente lo mismo”, sostiene.

“Podemos cometer errores a la hora de comunicar. Queremos decir algo y no lo hacemos bien, pero tenemos la posibilidad de retractarnos o revertirlo. Lo digo por mí también. Hemos cometido un montón de errores a la hora de comunicar. Hay que partir de la buena y mala voluntad. Involucrándose, participando en talleres y en capacitación se puede cambiar la realidad en los medios. Después están los comunicadores y las comunicadores a las que directamente no les interesa o están en contra, como Jorge Lanata, Eduardo Feinmann o Baby Echecopar”, señala.

Respeto a la diversidad

El lenguaje inclusivo, no sexista, es hablado por todas las integrantes de la radio. Buttiche igual aclara que se puede “hablar de una manera inclusiva sin necesidad de tener que usar la «e». Lo que pedimos es que no se hable con el genérico masculino. Es posible incluir a las personas de otras identidades o de otras orientaciones sexuales con un lenguaje acorde y respetuoso”.

“La mayoría hablamos con la «e». Nadie tiene la obligación de hacerlo, pero sí hablar de manera inclusiva respetando las identidades de todas las personas. Existen un montón de maneras de hablar de manera respetuosa”, plantea.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS