La ciudad

Complicaciones para una buena inserción social y laboral

La inserción social, pero fundamentalmente laboral, de la población trans, que incluye a travestis y transexuales, es una deuda pendiente.

Sábado 25 de Agosto de 2018

La inserción social, pero fundamentalmente laboral, de la población trans, que incluye a travestis y transexuales, es una deuda pendiente. El subsecretario de Políticas de Diversidad Sexual de la provincia, Esteban Paulón, admite sin dudar que "el ámbito laboral sigue siendo un espacio de exclusión y discriminación para el colectivo trans que, incluso cuando logra superar diversas barreras y accede a formación para el empleo, no logra vencer el estigma y el prejuicio, por lo que sigue con enormes dificultades para insertarse laboralmente". De hecho, esas dificultades determinan una situación de "exclusión estructural" que hacen que "más del 70 por ciento de las mujeres trans sigan teniendo el trabajo sexual como casi única salida laboral".

   La situación de exclusión persiste pese a que en 2012 se aprobó la ley de identidad de género, un hecho que sí permitió una mayor visibilidad del colectivo trans. A junio de este año, 855 personas trans accedieron al reconocimiento que registra en su documentación personal en Santa Fe, y ese número representa un 60 por ciento de la población trans total. En base al trabajo de la subsecretaría en toda la provincia, se estima que el colectivo trans santafesino alcanza las 1.200 mujeres y hombres, y a partir de los nuevos documentos, se determinó que el 88 por ciento fueron registros de mujeres trans y el 12 por ciento de varones que mayoritariamente viven en Rosario (35%) y Santa Fe (17%).

   La expectativa de vida de esta población es de apenas 42 años. De hecho, el 48 por ciento tienen entre 26 y 40 años, y apenas un 11 por ciento supera la barrera de los 50.

   Si bien Paulón destaca que "la política de cupo laboral trans ha significado un avance muy importante y ya nueve ciudades de la provincia cuentan con esta herramienta", admite que "el desafío continúa siendo en el sector privado", ya que las situaciones de informalidad "impiden acceder a los sistemas de previsión social". Datos oficiales indican que el 95 por ciento no accedió nunca a un empleo registrado.


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario