El Mundo

Los atacantes del Capitolio querían "capturar y asesinar a los legisladores"

La grave acusación es de los fiscales federales contra los fanáticos trumpistas que asaltaron la sede del Poder Legislativo el 6 de enero

Viernes 15 de Enero de 2021

Los fiscales federales que investigan el asalto al Capitolio de Washington el pasado 6 de enero ofrecieron la descripción más escalofriante hasta ahora de los atacantes, que tomaron el edificio sede del Poder Legislativo la semana pasada. Los fiscales describen en una causa judicial que la intención de los criminales era "capturar y asesinar a los legisladores".

El señalamiento esta en un memorándum de los fiscales que forma parte de la acusación contra el detenido a Jacob Anthony Chansley, quien reunió a la gente dentro del Capitolio usando un megáfono. Chansley se destacó e hizo famoso por sus cuernos de bisonte, la pintura de su cara y por llevar una lanza de dos metros. "Pruebas contundentes, incluyendo las propias palabras y acciones de Chansley en el Capitolio, apoyan que la intención de los agresores del Capitolio era capturar y asesinar a los legisladores de Estados Unidos", escribieron los fiscales.

Chansley compareció este viernes ante una corte federal de Arizona. "Amaba a Trump, cada palabra. Lo escuchó. Sentía que estaba respondiendo a la llamada de nuestro presidente", dijo el abogado de Chansley, Al Watkins, a la CNN. "Mi cliente no era violento. No cruzó ninguna línea policial. No agredió a nadie". Watkins dijo que Chansley también espera un perdón presidencial de parte de Trump.

Los fiscales describen a los que tomaron el Capitolio como "insurrectos" y ofrecen nuevos detalles sobre el papel de Chansley en el violento asedio y asalto del 6 de enero, incluyendo que después de estar en el estrado donde el vicepresidente Mike Pence se había parado esa mañana, Chansley escribió una nota diciendo "es sólo cuestión de tiempo, la justicia está llegando". Más tarde Chansley le dijo al FBI que no se refería a una amenaza, sino que dijo que el vicepresidente era un "traidor de la trata de niños" y siguió una larga diatriba contra Pence, Biden y otros políticos, todos considerados "traidores".

En otro caso, fiscales de Texas alegaron que un reservista retirado de la Fuerza Aérea que llevaba correas de plástico en el Senado podría haber tenido la intención de detener y atar con ellas a los legisladores con ellas.

Legisladores bajo sospecha

Pero la investigación penal no se detiene en los violentos asaltantes, en general figuras marginales con antecedenes penales menores. Los legisladores que interactuaron con los manifestantes pro-Trump podrían enfrentarse a cargos criminales y es casi seguro que serán objeto de un estrecho escrutinio en la creciente investigación federal sobre el asalto, dijeron expertos.

"Esto es increíblemente serio", dijo Ron Machen, un ex fiscal de Washington, D.C. "Aunque se necesitaría evidencia convincente antes de acusar a un miembro del Congreso de cualquier cosa relacionada con la violación del Capitolio ese día, esto tiene que ser investigado".

A diferencia del presidente, no hay una ley o política del Departamento de Justicia que proteja a los miembros del Congreso de la responsabilidad legal mientras están en el cargo. En otras palabras, en EEUU no existe la inmunidad parlamentaria, figura muy común en otros países, como Argentina.

"Diría que esos son procesamientos potencialmente viables", añadió Peter Zeidenberg, otro ex fiscal federal en Washington. "Diría que esos tipos deberían estar preocupados".

El papel que los miembros del Congreso pueden haber jugado en facilitar el mortal ataque atrajo una intensa atención esta semana después de que los legisladores demócratas alegaron que algunos de sus colegas republicanos facilitaron las visitas al Capitolio el 5 de enero, un día antes de que los violentos trumpistas asaltaran y tomaran el edificio. En el asalto desbordaron a los policías de custodia, asesinaron a uno de ellos y aterrorizaron los legisladores. También saquearon las oficinas del Congreso. Hubo en total cinco fallecidos, 50 heridos y un centenar de detenidos.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS