Edición Impresa

Una niña argentina cayó de 7 metros de altura en el aeropuerto de Río

Camila Palacios, de 3 años, se deslizó por un hueco en una escalera mecánica. Está internada en grave estado.

Lunes 06 de Enero de 2014

Una niña argentina de tres años se encuentra en grave estado tras caerse anteayer desde siete metros de altura de un pasillo del aeropuerto internacional Galeao, de Río de Janeiro, precisaron ayer fuentes oficiales.

Marcelo Alejandro Palacios, padre de Camila, la niña herida, dijo que el accidente ocurrió debido al hueco que hay entre la barrera de protección de la boca de ingreso a la escalera mecánica y la estructura lateral del aparato. Señaló que la familia estaba en una cafetería donde él y su mujer estaban en una fila para ser atendidos cuando los otros dos hijos advirtieron que la niña se había caído.

"Escuché un ruido muy fuerte y el grito de mis hijos. Cuando me asomé, vi a la nena en el piso, abajo, creí que estaba muerta", recordó Palacios. Señaló que el servicio de emergencias del aeropuerto y la asistencia del hospital fueron satisfactorios y que la salud de la nena era considerada estable.

La nena está internada en el centro de terapia intensiva del hospital Souza Aguiar con traumatismo de cráneo y lesiones en su rostro, pero se mantiene consciente y respirando sin ayuda de aparatos. Los primeros informes médicos indican que está respondiendo a los tratamientos; sin embargo, anoche se indicó que los médicos que la asisten estaban evaluando la necesidad de una cirugía para que su recuperación sea más efectiva.

"La niña está lúcida, consciente, respira sin ayuda de aparatos y está progresando bien y puede que no necesite ser operada", confirmó un vocero del hospital.

En el momento del accidente Camila jugaba junto a sus dos hermanos en un pasillo próximo a una escalera mecánica del entrepiso de la terminal 2 del aeropuerto cuando cayó, anteayer alrededor de las 17.

Aparentemente, se precipitó por un hueco que hay entre la barandilla perimetral vidriada y el lateral exterior de la escalera mecánica donde ocurrió el accidente.

El padre también dijo que después del accidente, pusieron un cenicero y cintas en le panel y vigilancia en el lugar para evitar a otras caídas y dijo haber escuchado que empleados del aeropuerto refirieron otros problemas similares. "El aeropuerto está siendo remodelado y hay lugares peligrosos", consideró.

Representantes del Consulado argentino asistieron ayer al hospital Souza Aguiar para brindar apoyo a los familiares de la chica y facilitaron al padre de la víctima la comunicación con sus familiares en Argentina para anoticiarlos del accidente.

Según Palacios, la familia regresaba de una temporada de vacaciones en Angra dos Reis y estuvieron un día en Río. Ahora, la familia está alojada en un hotel carioca.

Al ser consultado sobre si tiene intención de entablar acciones legales contra el aeropuerto, Palacios dijo que va a esperar a que su hija se recupere para evaluar la situación. "Entonces tomaremos en cuenta la responsabilidad de cada uno", señaló.

La estación de policía del aeropuerto internacional de Río de Janeiro inició investigación por el delito de lesiones corporales. La autoridad policial especializada tomó declaración a los padres de la víctima, funcionarios de Infraero y también el médico que atendió a la niña después de los hechos. También están analizando imágenes de las cámaras de seguridad del aeropuerto.

Cabeza abajo

El empleado de una cafetería ubicada debajo de la escalera mecánica donde ocurrió el accidente dijo que vio a la niña en lo alto, cabeza abajo con las piernas hacia arriba y luego oyó un fuerte ruido, el impacto de la niña en el suelo. Otro empleado del aeropuerto, que estaba arriba en el primer piso, dijo que la caída se produjo durante un juego entre la niña y sus dos hermanos y también escuchó una explosión. “Parecía una enorme maleta había caído desde arriba”, dijo. Tras caer, la comenzó a sangrar mucho por la cabeza, y varias personas se reunieron alrededor de la víctima. Dijo que el rescate fue lento en llegar, tomar más de 20 minutos.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS