Policiales

Mensajes escritos para aclarar o confundir

Luego de que Los Monos "firmaran" sus atentados con cartoncitos que decían "Con la mafia no se jode", el propio Alvarado llegó a usarlos para desviar investigaciones en su contra

Martes 01 de Diciembre de 2020

Los cartelitos con mensajes mafiosos adjuntados a las intimidaciones a tiros en la ciudad que hoy parecen ser una moda entre los grupos criminales que asuelan la ciudad comenzaron a aparecer a mediados de 2018, en medio de la saga de ataques contra blancos judiciales y policiales relacionados con la investigación que terminó condenando a miembros de la banda de Los Monos. Fue el 3 de agosto cuando entre los rastros levantados del ataque a un edificio de Libertad al 300 vinculado con la jueza Marisol Usandizaga se halló un pedazo de cartón con la leyenda “Con la mafia no se jode” escrita en birome.

Una semana después, en otro ataque a un edificio vinculado a Usandizaga apareció otro cartoncito: “Dejá de meter pibe preso. Porque va a ser peor”. Ambos ataques son parte de la serie de once perpetrados entre mayo y agosto de ese año contra casas donde habían vivido jueces o residían policías y empleados judiciales que investigaron a Los Monos. De esos atentados, que incluyeron las sedes judiciales más importantes como los Tribunales, el CJP y la Fiscalía Regional, siete fueron imputados a Ariel “Guille” Cantero como instigador desde la cárcel.

Durante unos tres meses no ocurrieron ataques resonantes acompañados de mensajes escritos hasta que el 13 de noviembre fue hallado asesinado el prestamista Lucio Maldonado sobre la autopista a metros del casino. El cartón con la leyenda “Con la mafia no se jode” que se encontró entre sus ropas puso al clan de Las Flores entre los sospechosos. Y todavía se pensaba en eso un mes después en la segunda tanda de balaceras contra blancos del Poder Judicial, en diciembre de 2018, cuando en cuestión de minutos balearon el frente del CJP de Sarmiento 2850 y de los Tribunales de Balcarce y Montevideo. También por esos días fue baleado el frente del Concejo Municipal, donde el papel encontrado decía: “Con la mafia no se jode, la próxima a sus casas”.

>>Leer más: Balearon cuatro casas de personas vinculadas con Esteban Alvarado

En uno de esos últimos ataques apareció otro cartoncito, esta vez con un agregado: “Con la mafia no se jode. Atte: Esteban Alvarado”. La aparición de un presunto nuevo actor poniéndole nombre a los ataques no hizo más que agregar confusión, ya que hasta entonces a nadie se le había ocurrido firmar un atentado. Lo lógico en ese marco, y así se pensó por esos días, era que se tratara de Los Monos tratando de incriminar a alguien más.

Sin embargo el avance de las investigaciones pondría a Esteban Alvarado como ideólogo del crimen de Maldonado, así como de los últimos ataques contra el Poder Judicial de 2018 y contra la casa de una empleada judicial. Unos seis meses después de haber sido perpetrados, se concluyó a partir de evidencias que la idea de Alvarado era generar delitos para inculpar a rivales. Y no sólo a través de cartelitos sino también intentado “plantar” celulares con pistas falsas en allanamientos a través de policías que trabajaban para él.

Lo cierto es que a partir de los primeros cartelitos puestos en juego por los líderes de las bandas criminales más importantes, la modalidad del mensaje escrito proliferó al punto de generar más dudas que certezas. Lo que sí, más allá de sus orígenes y motivaciones, esos papelitos vienen siempre acompañados de tiroteos que siempre generan miedo, un río revuelto del que cualquiera se puede servir en este marco de violencia que aterroriza a vecinos de todos los barrios.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS