Edición Impresa

La inseguridad condiciona los alquileres veraniegos

Es una de las cuestiones que más preocupa a quienes reservan casas y departamentos para pasar las vacaciones en Mar del Plata.

Domingo 17 de Noviembre de 2013

La inseguridad se coló entre las principales preocupaciones de los turistas antes de alquilar una propiedad en Mar del Plata, en especial una casa, con vistas a la próxima temporada de verano, según admitieron corredores inmobiliarios de la principal ciudad balnearia.

   En momentos en los que son más las consultas que las reservas concretadas para las vacaciones 2014 en La Feliz, que aguardará a los visitantes con aumentos del 20 por ciento en promedio con relación al año anterior, la inseguridad “un factor más a tener en cuenta”, reconoció Carolina Rendo, quien lidera la inmobiliaria Rendo Rozas.

   Los turistas “hacen preguntas sobre la inseguridad y respecto a cómo es el barrio”, además de comodidades y precio, antes de avanzar con las gestiones para alquilar una casa, acotó Dante Pianucci, responsable de Dante Propiedades, en un relevamiento efectuado por la agencia Noticias Argentinas cuando resta poco más de un mes para el inicio de la temporada alta en Mar del Plata y la Costa Atlántica en general.
  Por su parte, Nuncio Salerno, de Salerno Propiedades, dijo que las reservas concretadas hasta el momento son similares a las que se registraban el año pasado, pero afirmó: “Lo que he notado como algo muy curioso es la poca consulta de alquileres de chalets; bueno es obvio, por la inseguridad”.

   Para Rendo Rozas, “la inseguridad y el descuido del turista por estar en un período de relax aumentan las posibilidades de los delincuentes oportunistas, y un departamento disminuye ese peligro”.
  “Igualmente sostengo que el motivo principal (de las pocas reservas) es la especulación ante (eventuales) precios más bajos alquilando sobre la fecha”, agregó.

     Para Mónica Agüero, de Siempre Propiedades, la escasez de reservas de chalets, como los ubicados en el exclusivo barrio Los Troncos, donde los alquileres más económicos parten de los 40.000 pesos (temporada completa), “no pasa por el tema de la seguridad; influye un poco, pero nada más”. “Lo que está sucediendo con las casas es por un motivo de costos”. Aparte, señaló que la seguidilla de fines de semana largo durante el año causa un impacto negativo en la temporada de verano.

   Natalia López, de Ricardo E. Groppo Inmobiliaria, consideró que el planteo es simplista. “Reducir la dificultad de los alquileres temporarios a problemas de inseguridad es hacer la vista gorda y olvidarse de muchos otros factores que tienen peores efectos sobre el turismo, como precios, estados de las propiedades que se alquilan, que el 90% de las playas no tenga casi espacio público o las propagandas que hablan de una ciudad colmada de turistas, entre otros”, enumeró.

   En este sentido, reveló que “tanto el año pasado como el anterior la temporada de verano ha sido desastrosa”. 

“Los dueños especulaban con las noticias de los diferentes medios de comunicación masiva que hablaban de un 90% de ocupación y de que la ciudad estaba repleta de turistas, cuando el 60% de las propiedades estaban desocupadas”, subrayó López en diálogo con NA.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS