Edición Impresa

29 de febrero

Claro, es muy fácil pensar: che, nos sobra unos segundos por aquí y otros por allí, y encima se van acumulando todos los días, y no tenemos dónde guardarlos; ¿qué hacemos?, porque el tiempo es el único tirano inoxidable, absoluto, irreductible en su destino, avanza según un plan prefijado del que no se aparta de ninguna forma posible.

Martes 28 de Febrero de 2017

Claro, es muy fácil pensar: che, nos sobra unos segundos por aquí y otros por allí, y encima se van acumulando todos los días, y no tenemos dónde guardarlos; ¿qué hacemos?, porque el tiempo es el único tirano inoxidable, absoluto, irreductible en su destino, avanza según un plan prefijado del que no se aparta de ninguna forma posible. Porque hubo un Stalin, un Tito, un Baptista, un Videla, hay un Ortega, tiranos y tiranuelos que tuvieron y tienen fecha de vencimiento. Pero el tiempo es inexorable, es un tirano eterno.

Los segundos siguen saliendo de una canasta que nadie puede tapar. Entonces, ¿qué se hace?, pan comido, lo atamos con alambre, los amuchamos a todos en un día extra y siga, siga el baile cantaba en los carnavales Alberto Castillo.

Pero viejo, es un descalabro, cada cuatro años un montón de gente se va a encontrar con otro montón de tiempo extra que no va a saber cómo llenar. Además, a cada día le corresponde una serie de hechos y circunstancias que son únicas, ¿cómo se van a repetir el año entrante si no existe? Mirá el problemón que tienen los nacidos un 29 de febrero, los años no bisiestos tienen que celebrar el cumpleaños un día antes, y todo el mundo lo sabe, hasta Bergoglio, que eso es yeta. Y así con tantas otras cosas.

No, debería ser distinto, y ya que toca cuestiones íntimas eso del día agregado, debería ser una cuestión personal. Algo así como tener la potestad de tomarse tres horas de tiempo agregado, o 20 minutos, cuando a uno le plazca. Todo bien, todo legal. Pero no, no va a faltar alguien que agite una cartilla de husos y horarios y arruine el libre albedrío.

Es inútil, los astrónomos no tienen corazón.


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario