Policiales

Renuevan pedido de justicia por un joven asesinado en febrero

Los familiares de Gonzalo Molina, asesinado cuando estaba en un cumpleaños, pidieron que avance la investigación que al momento no tiene imputados.

Jueves 06 de Mayo de 2021

Los familiares de Gonzalo Molina, un joven de 20 años asesinado en febrero, se reunieron la mañana de este jueves en la puerta del Centro de Justicia Penal de Rosario para pedir justicia. No es la primera vez que se encuentran para reclamar, ya que a lo largo de estos tres meses se manifestaron en distintas oportunidades. La investigación hasta el momento no cuenta con un identificado como autor del crimen aunque sí se conoció un posible móvil: un conflicto entre dos grupos que tuvo a Gonzalo como una víctima colateral.

La madrugada del sábado 6 de febrero Gonzalo Molina fue a festejar un cumpleaños con amigos del barrio a una casa de la cortada Santa María casi en el cruce con Garibaldi al 3700. Cerca de las 4 estaba con un grupo de jóvenes sobre la vereda cuando a unos 50 metros frenó un auto del que descendió una persona armada que apuntó y gatilló. La ráfaga de disparos fue al bulto y una bala alcanzó a Gonzalo ocasionándole una herida de gravedad. Sus amigos lo cargaron en una moto y lo llevaron al Hospital de Emergencias Clemente Álvarez, donde estuvo internado poco más de un día hasta que falleció la mañana del domingo.

>>Leer más: Una rivalidad de grupos y un crimen de 2020 como trasfondo de un homicidio

"Hoy nos reunimos porque se cumplen tres meses y todavía no tenemos respuesta de la Justicia. Están peritando celulares y cámaras pero no tenemos respuestas", indicó a este diario Sandra, la mamá de Gonzalo. "Estamos esperando, vamos a seguir marchando para que se haga justicia por Gonzalo, porque no hay ningún detenido", agregó. Unas semanas después del hecho hubo un joven demorado pero fue liberado antes de la audiencia imputativa porque no había pruebas objetivas para incriminarlo.

Contexto

La principal hipótesis es que se trató de una represalia por un homicidio ocurrido en febrero de 2020 que tuvo como trasfondo un conflicto entre dos grupos. La madrugada del 8 de febrero de ese año la cuadra de Virasoro al 3700 fue escenario de una fiesta callejera a la que un joven de 26 años llamado Joaquín Pecci fue con sus amigos. Cerca de las 4 un auto y dos motos aparecieron el lugar y sus ocupantes, después de una discusión, dispararon al menos 16 veces. Pecci murió y unos meses más tarde dos de los jóvenes sospechados de ser autores del ataque fueron imputados y detenidos.

>>Leer más: Pedido de justicia por el crimen de Gonzalo Molina: hay un demorado

Este crimen, según la Fiscalía, podría estar vinculado al ataque que terminó con la vida de Gonzalo Molina el 6 de febrero pasado. La hipótesis es que esa noche en el cumpleaños había personas vinculadas al asesinato de Pecci. Sobre ellos fue la represalia, aunque los tiros no tuvieron un objetivo puntual. "Disparó a mansalva pero al grupo, no a alguien en particular", indicaron.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario