Policiales

"Mi mamá no tiene nada que ver con todo esto"

Otra de las hijas de Mónica Solana estuvo ayer en la audiencia.

Jueves 12 de Julio de 2018

Otra de las hijas de Mónica Solana estuvo ayer en la audiencia. Es la joven de 18 años que deberá hacerse cargo del pequeño Miqueas, hijo de su hermano Carlos "Pelo Duro" Fernández. Tamara rechazó las acusaciones contra su madre. "Mi mamá está sufriendo mucho por todo ésto porque nunca estuvo involucrada en nada de lo que se dice. A mi hermano («Pelo Duro») nunca más lo vio desde que cayó detenido. Ni siquiera lo fue a visitar la cárcel, revisen los libros de visitas. sto le pasa por ser la madre de «Pelo Duro»", sentenció.

La joven explicó que el departamento donde viven lo compraron "de buena fe" a una mujer con un dinero que recibieron por la casa que ocupaban en el barrio República de la Sexta (La Paz al 100 bis) y que debieron abandonar cuando funcionarios del gobierno provincial le ofrecieron una compensación económica para ejecutar el Plan Abre.

"Tenemos todos los papeles y los nombres de las personas para acreditar eso. Pero estas personas no quieren salir de testigo por miedo. No es como dice el fiscal. Mi mamá nunca encubrió a ese chico («Cumpi»). Ella trabaja hace 20 años en una misma empresa y se ocupa de la casa. El pibe alguna vez fue a comer porque es amigo de mi otro hermano, pero ella no tenía idea de lo que hacía. No le gustan para nada los problemas. Ahora está sufriendo mucho porque no puede cuidar a los nenes", lamentó Tamara.

Por último confirmó la imposibilidad de que Miqueas pueda estar con la madre. "Ella está postrada porque sufrió un accidente cerebrovascular (ACV). No se puede mover, está en sillas de ruedas".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario