Policiales

Lo apresaron por matar a un joven en una emboscada

Un joven de 24 años fue detenido ayer en la zona suroeste de la ciudad como sospechoso del crimen de Leonardo Vidal.

Miércoles 15 de Mayo de 2019

Un joven de 24 años fue detenido ayer en la zona suroeste de la ciudad como sospechoso del crimen de Leonardo Vidal, quien tenía 29 años cuando la noche del 13 de marzo pasado conducía un auto por barrio Plata, en cercanías de la casa de su novia, y fue emboscado por dos muchachos en moto que le dispararon un ráfaga de balazos que terminaron con su vida e hicieron que el auto terminara incrustado en una zanja.

Fuentes policiales, aseguraron ayer que un llamado a la Central de Emergencias 911 dio cuenta de la presencia del autor del crimen en inmediaciones de Lamadrid al 3800. Así las cosas una patrulla llegó al lugar y demoró a Jorge P. sobre quien pesaba un pedido de captura con fecha 19 de marzo a solicitud de la Fiscalía de Homicidio a cargo de Georgina Pairola por el asesinato de Leonardo Vidal.

Según los primeros datos recogidos en la investigación, Vidal llegaba a bordo de su Renault 11 blanco a la casa de su novia cuando fue atacado a pocos metros de allí. "Dicen que lo anduvieron buscando todo el día hasta que lo engancharon. Pero no se sabe, en apariencia vivía con la novia y los suegros", aportó un pesquisa a este diario aquel día.

Viejas rivalidades

Fue alrededor de las 21.30 del miércoles 13 de marzo cuando la víctima tuvo que detener abruptamente la marcha del vehículo después de que al menos dos personas en moto lo emboscaron en la esquina de Castellanos y Aurora, en el barrio Plata y a no más de 400 metros del cruce entre Circunvalación y bulevar Avellaneda.

En un abrir y cerrar de ojos le perforaron de dos balazos la puerta del lado del conductor. El hombre no se amilanó y al parecer respondió desde adentro del auto también con disparos de arma de fuego. "En un momento se escucharon muchos disparos seguidos, como una metra" agregó un hombre sobre ese instante feroz.

Agentes de la Policía de Investigaciones (PDI) que concurrieron a la escena del crimen encontraron vainas servidas calibre 9 milímetros dentro del auto y un plomo deformado, presumiblemente calibre 40, sobre la calle. Otr evidencia valiosa fue el testimonio de la novia de la víctima, una joven de 29 años que al parecer observó un tramo de la secuencia del furibundo ataque y habría reconocido a los sicarios.

Según fuentes policiales y judiciales, la joven contó que los tiradores eran dos en una moto y que conocían a Vidal del barrio donde vivía antes, donde se generaron resquemores que derivaron en la venganza fatal.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario