Policiales

"Hay una pelea de bandas que quieren ganar terreno"

Claudio Romano asumió la jefatura de la Unidad Regional II el pasado 18 de diciembre.

Viernes 10 de Enero de 2020

Claudio Romano asumió la jefatura de la Unidad Regional II el pasado 18 de diciembre.Desde entonces, en el departamento Rosario se contabilizaron 18 crímenes, de los cuales doce se registraron en los últimos diez días. En ese marco, el director policial aseguró que "muchos de esos hechos tienen que ver con bandas delictivas dedicadas al narcotráfico que quieren ocupar terreno y eso generó una guerra".

En ese marco y en diálogo con La Ocho, Romano dijo que hasta ahora "lo que se estableció a partir de las investigaciones de los homicidios es que están queriendo ocupar terreno diferentes bandas delictivas dedicadas al narcotráfico, lo que generó una guerra y estas consecuencias", sin mencionar que sólo cuatro de los crímenes de este año tienen un sólido trasfondo de disputas por narcomenudeo.

Asimismo, señaló que el análisis de los hechos de violencia le permitió determinar cuáles son los puntos de la ciudad que se revelan como "los más álgidos". Y aclaró que "si bien se realizan operativos de saturación en prevención y hemos detenido a muchas personas con armas de fuego, las bandas se fueron corriendo a raíz de nuestro trabajo".

No hay líderes

Consultado sobre las causas de los homicidios, Romano los atribuyó a la disputa de poder que se suscitó como consecuencia de que los principales jefes de las organizaciones narcocriminales están detenidos. "Al no haber líderes concretos, los de abajo quieren ocupar esos lugares. Ahí están los problemas", explicó.

En ese sentido, Romano señaló que "gracias al relevamiento de las cámaras de seguridad y los patrullajes de los móviles policiales que se analizan en el OJO, se pudieron determinar cuáles son los puntos más calientes de la ciudad. Los casos de violencia se concentran en los sectores periféricos y más humildes. Ahí, la gente buena y trabajadora debe convivir con los que no lo son", detalló.

En otro orden, el funcionario sostuvo que la policía de Rosario está compuesta por 4.500 efectivos para todo el departamento. "Tenemos una gran extensión territorial con varias localidades. De los 4.500 empleados hay 500 con carpeta médica, licencia o con pedido de retiro o baja. Nos quedan 4.000" que trabajan en tercios y muchos de ellos en oficinas o dependencias ajenas a los patrullajes, por lo que no es ese el número de uniformados que a diario están en las calles.

En cuanto al nombramiento de los 480 efectivos que se graduaron en la última promoción en el Instituto de Seguridad Pública (Isep) y que aún no se incorporaron al trabajo activo, Romano manifestó que "esa es una decisión política que depende del Ministerio de Seguridad. Las autoridades dispondrán cuándo esos efectivos puedan salir a la calle para patrullar".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario