Rosario

Se detectó un nuevo caso de coronavirus en Rosario y dos en Venado Tuerto

Luego de que se conoció que Santa Fe pidió a sus médicos no trabajar en Buenos Aires, el gobernador Perotti instó a ayudar a Chaco.

Viernes 03 de Julio de 2020

Según el reporte oficial del Ministerio de Salud santafesino, ayer se detectaron tres casos positivos de coronavirus en la provincia: uno en Rosario y dos en Venado Tuerto. De esta manera, se acumularon en total 425 registros en todo el territorio santafesino. En tanto, el gobernador Omar Perotti señaló ayer que hay que tener “una mirada solidaria” hacia las otras provincias y destacó que “hay que ayudar a Chaco de alguna manera”, porque “si nosotros ayudamos, también nos protegemos”.

   Según la Dirección de Epidemiología de la provincia, el episodio en Rosario tiene un nexo directo con una embarazada contagiada. Así, en la ciudad suman 130 casos y 115 recuperados.

   En tanto, de los dos confirmados en Venado Tuerto, uno se produjo por contacto directo con un infectado y el otro caso se encuentra en investigación su nexo epidemiológico.

   Con estas detecciones, en la provincia se acumulan 425 positivos, 297 en estudio, 270 pacientes dados de alta y son cuatro los fallecidos desde que comenzó la pandemia.

Contrapuntos

En otro orden, llamaron la atención las declaraciones que efectuó ayer el gobernador, Omar Perotti, en la inauguración de la nueva guardia del Hospital de Niños Zona Norte, en Rosario, que se contraponen con las restricciones impuestas por el Ministerio de Salud santafesino al trabajo de los médicos de esta provincia en zonas de circulación, que afectaron al Hospital Emilio Ruffa de San Pedro, y que fueron ratificadas por autoridades de ese centro de salud.

   Incluso, Javier Sualdea, director médico de ese hospital, destacó que se quedaron sin profesionales en la terapia intensiva, y que tienen problemas similares en otras áreas críticas.

   En otra dirección, ayer Perotti expresó que “como argentinos, los santafesinos somos parte de un sistema de salud integrado y solidario”, y reconoció que estudia situaciones de asistencia a provincias vecinas. “Hay que ayudar a Chaco de alguna manera”, enfatizó en rueda de prensa.

   Y explicó que “la situación de Resistencia tiene una instancia muy fuerte de crecimiento de casos. Que eso no esté controlado, no es bueno para los chaqueños, pero tampoco es bueno para los santafesinos”.

   “El vínculo de nuestro norte con Resistencia es muy fuerte. En ese ida y vuelta funcionan situaciones de abastecimiento. Así, si nosotros ayudamos, también nos protegemos”, expresó Perotti, quien precisó que “se podría aportar con ayudas, capacitaciones, y profesionales que podrían ir a esa zona para colaborar”.

   Además, el gobernador puntualizó que “lo que pasó en la zona de Villa Ocampo tiene que ver con vínculos con esa zona de Chaco, y nos armó un lío importante en ese lugar”. Y resaltó que “hay que ver esto sin dramatismo, y sin dejar de tener una mirada solidaria”.

Cordón sanitario anterior

En contacto con los medios de prensa rosarinos, el mandatario provincial también se refirió a la situación con Buenos Aires. “Hay que recordar que hubo momentos en que Santa Fe requirió ayudas, y vinieron profesionales, equipos, y traslados. Por eso, es muy importante una mirada solidaria, y frente a cualquier instancia de catástrofe, de emergencias o de epidemias, estas situaciones se pueden dar entre distintas provincias”, admitió Perotti.

   Y profundizó: “Algunos pueden suponer viendo por televisión a Capital y la zona del Amba (Area Metropolitana de Buenos Aires), que la provincia de Buenos Aires termina allí. Pero hay que tener en cuenta que tiene un cordón sanitario blanco, que es anterior a Santa Fe”.

   En ese anillo citó a “ciudades como Mar del Plata, Bahía Blanca, Olavarría o Tandil, que tienen buenos números y funcionarían como contención sanitaria antes que localidades de otras provincias vecinas”.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario