Pandemia

Desesperado pedido de los jardines particulares de la ciudad

Aseguran que la mayoría está en situación de cierre y que la ayuda estatal es escasa para poder subsistir.

Martes 30 de Junio de 2020

Los jardines de infantes es otro de los rubros que permanece en una situación crítica producto de la pandemia de coronavirus. Desde mediados de marzo que las salas están vacías y sus dueños ya no saben cómo hacer para no cerrar de manera definitiva. Sostienen que los ATP llegaron a cuentagotas y sólo cuentan con un subsidio que entrega la provincia por única vez. Este jueves se movilizarán hacia el Ministerio de Educación.

Así lo describió la presidenta de la Asociación de Jardines Particulares de Rosario, Mayra Williams, quien confirmó que sólo 40 instituciones de las 190 que hay en Rosario y alrededores recibieron ayer la asistencia económica que otorga la provincia, ya que es un rubro que no forma parte del Ministerio de Educación.

"La mayoría estamos en situación de cierre, pasa que hay algunos que contamos con una familia detrás que nos puede ayudar, otros que se están consumiendo los últimos ahorros que les quedan. Y en otros casos, las docentes se consiguieron otro trabajo", señaló Williams en El primero de la mañana, de LT8.

En ese sentido, la titular de la asociación aseguró: "La situación es insostenible porque llevamos muchísimos días cerrados; sólo tres jardines cobraron los ATP, otros 45 cobraron mayo y el resto ni abril ni mayo. Con los subsidios de provincia se abrió un poco más, pero es por única vez".

"No tenemos manera de mantenernos en pie. La mayoría de los padres nos piden reabrir porque a los niños les cuesta seguirnos de manera virtual por su edad y no les queda otra que pagar una niñera", agregó.

>>Leer más: La ayuda de la provincia llegó a 40 jardines maternales

Otro de los reclamos de los jardines particulares tiene que ver con la necesidad de ser reconocidos como institución educativa y no como comercio, tal cual figura en la habilitación municipal que permite desarrollar su actividad en la ciudad.

"Venimos luchando para ser reconocidos como institución educativa y no como comercio porque nosotros no comerciamos nada, sino que nos encargamos de la primera infancia, que es la educación fundamental", sentenció Williams.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario