Ovación

Newell's y Central, unidos para una final por el descenso

La Superliga define si alcanza el consenso para pedirle a la AFA la reducción de los descensos. Los unos y los otros negocian a contrarreloj

Domingo 16 de Junio de 2019

El próximo miércoles es el Día D. Sí, de descenso. Allí, Newell's y Central, juntos, jugarán una final diplomática. Porque si el conjunto de clubes de la Superliga logran el consenso para formalizar el pedido ante la AFA para reducir la cantidad de descensos para las próximas temporadas, habrán logrado al menos reducir la preocupación que hoy los embarga. No sólo por el bajo promedio sino también por las serias dificultades económicas que enfrentan para conformar planteles más competitivos en pos de la urgencia que afrontan.

Claro que el Día D tiene una trama previa y posterior, a la que Ovación tuvo acceso gracias al testimonio de un alto directivo del ascenso e integrante del núcleo duro del poder de la AFA, como así de otras fuentes.

Chiqui Tapia ayuda

"Los directivos del Nacional B no quieren seguir recibiendo más equipos porque ya son muchísimos. Por eso están de acuerdo con achicar los descensos de la Superliga. Razón por la cual si este tema llega a ser motivo de una asamblea extraordinaria de la AFA no tengo dudas de que se aprobará reducir los descensos de la primera. Es más, Chiqui (Tapia) ya les dijo a los clubes de la Superliga que impulsan esta idea que si logran el consenso, él les asegura reunirle los votos del ascenso en la asamblea para que salga", anticipó el referente.

Vale aclarar que dicha asamblea reúne a 43 asambleístas (22 de primera y 21 del ascenso de todas las categorías), y para aprobar una medida tan trascendente se necesitan los votos positivos de las 4/5 partes, es decir 34 votos. Siempre que haya asistencia completa.

Mucha rosca

Pero para convocar a ese cónclave se necesita que el próximo miércoles haya consenso en la reunión de la Superliga para cursar el pedido a la AFA, y si bien nadie se anima a decir qué cantidad de clubes deben estar de acuerdo en reducir los descensos, cuentan que Tapia dijo "consenso representa a muchos, casi todos", y en función de esto el fútbol argentino también está en modo rosca política. Ya hay migraciones internas de un bando a otro, por lo que hasta el miércoles habrá contactos cruzados tratando de persuadir a los más reticentes de cambiar el cupo de descensos. Como les gusta decir a los analistas políticos, hoy la Superliga está en pleno "poroteo", y mientras algunos se muestran dubitativos, otros directamente no dan señales.

Los unos y los otros

El grupo que se organizó para buscar consenso está integrado por Central, Newell's, Gimnasia, Estudiantes, Lanús, Banfield, Argentinos Juniors y Colón, clubes que sustentados en la suspensión de la quita de puntos a San Lorenzo y Huracán, pusieron la situación económica general como uno de los argumentos, la que les provocó a las entidades una importante sangría en los ingresos.

A esta postura se sumarían, según el sondeo preliminar, el propio San Lorenzo (que si le hubieran quitado los seis puntos también estaría complicado en el promedio), Aldosivi, Patronato y Atlético Tucumán.

Si bien ahí suman varios, lo cierto es que no alcanzan para conformar el tan mentado consenso que les pide Tapia. Entonces están en plena campaña de convencimiento con Defensa y Justicia, Unión, Independiente, Racing, Boca y River, los que hasta ahora no dan indicios de sumarse a la iniciativa.

Los clubes que ya sentenciaron su rechazo a bajar el cupo de descensos son Talleres, Vélez, Godoy Cruz y Huracán. Sostienen que hicieron un enorme esfuerzo para equilibrar sus cuentas en función de cierto sacrificio deportivo, y que no están de acuerdo con modificar las reglas de juego sobre la marcha. La fórmula 2-3-3

Para intentar persuadir, se plantea que los próximos tres torneos tengan 2, 3 y 3 descensos, respectivamente, para así llegar al número 22 de participantes. Pero en esto también surgen divergencias, ya que algunos insisten que de cambiar deberían ser 3 y 3, para luego suprimir los promedios y fijar en dos descensos por temporada.

Pero el grupo duro que quiere reducir los descensos, con la activa participación de Newell's y Central, trabaja a contrarreloj para evaluar si pueden convencer de la idea a Tigre, Belgrano, San Martín de Tucumán y San Martín de San Juan (que descendieron pero aún forman parte de Superliga hasta el 30 de junio), y así sumarlos para darle mayor cuerpo al consenso pretendido. Para esta idea, según cuenta el mismo directivo del ascenso allegado a Tapia, buscan como operador político a Jorge Miadosqui, presidente del club sanjuanino, quien está con el presidente de la AFA en la Copa América.

El miércoles es el Día D. Allí se sabrá si Newell's y Central habrán conseguido el primer buen resultado de trabajo conjunto en los escritorios. Ya que achicar el riesgo de descender no es poco. Más cuando los recursos son muy pocos para afrontar un desafío tan grande.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario