Opinión

La jugada de Cristina cambió el escenario

Todas las previsiones políticas estallaron en mil pedazos tras el anuncio que hizo la senadora nacional.

Sábado 18 de Mayo de 2019

La definición de Cristina Kirchner hizo estallar en mil pedazos todas las previsiones y las estrategias para la campaña electoral. Tan audaz como inesperada, tomó por sorpresa a los actores centrales de la política argentina y corrió los ejes de debate. Alberto Fernández será el candidato a presidente y CFK a vice. Lo anunció la propia ex presidenta en un video con su voz en off, en un tono similar al que mostró en la presentación de su libro Sinceramente y muy lejos de los discursos encendidos que solía pronunciar en campaña. Por eso remarcó la necesidad de un contrato social de responsabilidad ciudadana, una instancia de diálogo que busca sumar por fuera de la grieta.

Dejó en claro que ella le pidió a Alberto F. que sea candidato, una forma de pedirle a sus votantes que la acompañen en esta decisión. Cristina busca de esta manera descomprimir el frente judicial, que pierda centralidad en la campaña, y ampliar la base de sustentación electoral, eliminar barreras para que se sume el peronismo más refractario a su candidatura.

La jugada seguramente hará crujir estructuras en Alternativa Federal, el espacio de los gobernadores del PJ que enarboló las banderas antikirchneristas. ¿Estarán dispuestos ahora a ir a las Paso contra Alberto F.? ¿a sumarse en un frente común?, y en todo caso, si se deciden por seguir su propio derrotero, ¿cuál sería el argumento para dividir al partido, si Cristina ya no será candidata a la presidencia?

También para Massa marca un quiebre. Si bien el ex intendente de Tigre ya había dado algunas señales de acercamiento, siempre aseguró que iba a ser candidato. En este nuevo escenario, está claro que todas las posibilidades de acuerdo pueden abrirse. Ya lo demostró Cristina en Santa Fe y en Córdoba, cuando bajó los candidatos propios y ordenó a su tropa encolumnarse con Omar Perotti y Juan Schiaretti, dos candidatos con los cuales tiene muchas diferencias. Sumar a Massa al frente que propone sería un paso clave en el camino a la Casa Rosada

El que ya ratificó que irá a las Paso es Daniel Scioli, a quien el anuncio no le cambia nada porque ya había decidido presentarse. Agustín Rossi y Felipe Solá, en cambio, bajaron sus postulaciones y apoyaron la decisión.

Otra lectura que irrumpe con fuerza es que la foto de Cristina sentada el martes en el banquillo de los acusados, escuchando los cargos de la Justicia en su contra, no tendrá la misma potencia destructiva.

No es casual entonces que 72 horas de ese momento se haya conocido que no será candidata. Le bajó el precio a la foto, por más que a sus adversarios les seguirá resultando placentero y justificado verla en ese lugar. El contrincante ahora, inesperado, quizás cuestionable desde lo político por sus idas y vueltas pero sin amenazas judiciales, es Alberto Fernández. No es lo mismo. Y las ediciones de los diarios de mañana, pensadas para centrarse en Cristina y la Justicia, pasan a segundo plano. Es Cristina vice, eventualmente titular del Senado, el lugar que en este momento ocupa Gabriela Michetti.

Lo que parece estar claro es que esta decisión no significará pérdida de votos. Quiénes tengan decidido votar a Cristina encontrarán su nombre en la boleta presidencial, casi del mismo tamaño que el del presidente. Votarán por Cristina, como pensaban hacerlo.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});