La ciudad

Un ambicioso proyecto inmobiliario de Puerto Norte se achica por la "coyuntura económica"

Metra,el emprendimiento del grupo desarrollador TGLT, resolvió no construir dos de los edificios que tenía planificados. Lanzó un plan alternativo para los propietarios de los departamentos que tenía vendidos.

Viernes 16 de Marzo de 2018

El megaproyecto inmobiliario Metra Puerto Norte, un emprendimiento del grupo desarrollador TGLT, sufrirá una drástica reducción, como consecuencia de los cambios en la coyuntura económica y, por lo tanto, no se construirán dos de los edificios que en el plan original se habían previsto edificar en el amplio predio ubicado en Carballo al 300.
Como varias de las unidades de las torres que iban a levantarse en 2022 ya estaban vendidas, la compañía le ofreció a sus clientes la posibilidad de mudarse a alguno de los otros edificios que tiene previsto levantar en el solar o bien devolverles el dinero que habían integrado al plan de pagos con una política compensatoria.

En un comunicado, TGLT, firma con inversiones en Argentina y Uruguay, informó que "decidió no avanzar en la construcción del 3er y 4to edificio del proyecto, cuyo inicio de construcción estaba previsto para el año 2022, y ofrecerle a sus clientes en cambio la oportunidad de mudarse al edificio 1, ya construido, o al edificio 2, que ya se está construyendo".
Asimismo, indicó que comenzó la entrega del primer edificio de Metra Puerto Norte y anunció el inicio de la construcción de la segunda torre. No obstante, el anuncio más delicado se refiere a "la reconfiguración del proyecto, inserto dentro del masterplan de más de ocho hectáreas que la compañía encargó al estudio británico Foster+Partners, en Puerto Norte, Rosario".
metra01.jpg
Metra Puerto Norte, un proyecto inmobiliario ambicioso que se achica.
Metra Puerto Norte, un proyecto inmobiliario ambicioso que se achica.
Hasta ahora TGLT sólo lleva ejecutado el 28 por ciento de la primera etapa de la construcción, a pesar de que a fines de 2015 ya había vendido el 63 por ciento de los departamentos. La firma, además, fue intimada por la Municipalidad de Rosario para que presente un plan concreto de obras públicas que debe realizar en el sector y que fueron acordados en un convenio urbanístico.
En un esfuerzo por mostrar que el proyecto no está estancado, TGLT anunció públicamente que este mes comenzó con la entrega de los departamentos del edificio UNO, que cuenta con piscina en la terraza con solárium, SUM, gimnasio, bauleras, cocheras y guardabicicletas y se empezó a construir el edificio DOS, cuya obra quedó a cargo de la constructora Riva.

En tanto, en una comunicación a sus clientes, informó que "debido a la nueva coyuntura económica" tomó la determinación de reducir el proyecto que, en el diseño original, incluía un complejo edilicio de alta gama, con locales comerciales y amenities y una plaza de juegos al aire libre para el esparcimiento de los habitantes del lujosos condominio.
Lo cierto es que después de dos años de ventas estancadas, desmanejos en el financiamiento y problemas societarios, TGLT cortó por lo sano y restringió su ambicioso proyecto del que hasta ahora solo tiene ejecutado el 28 por ciento de la primera etapa, pese a que a fines de 2015 ya había vendido el 63 por ciento de las unidades proyectadas.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario