La ciudad

Estados Unidos superó los 400 mil contagios, con casi 13 mil muertos

El epicentro del avance de la pandemia se mantiene en el estado de Nueva York, que ayer tuvo una cifra récord de 779 fallecidos en un día.

Jueves 09 de Abril de 2020

Estados Unidos superó ayer los 400 mil infectados por el brote de coronavirus, que tiene prácticamente paralizado al país, mientras la Casa Blanca advirtió que podría haber una segunda ola de contagios si no se respetan las medidas de aislamiento. Con 401.166 casos, Estados Unidos es el epicentro global de la Covid-19, que ya causó un total de 12.936 muertes en el país, según datos de la universidad norteamericana Johns Hopkins. Pese a la expansión acelerada de la enfermedad y a que la Casa Blanca dijo que espera por lo menos 100 mil muertos en el país, el presidente Donald Trump rechazó declarar una cuarentena nacional y delegó esa decisión en los gobernadores de cada estado. La situación es particularmente crítica en el estado de Nueva York, epicentro nacional de la pandemia, donde en las últimas 24 horas fallecieron 779 personas -cifra récord para un día-, mientras que el número de víctimas fatales desde que comenzó la pandemia alcanza los 6.268 muertos. En la ciudad de Nueva York, donde murieron unos 3.500 infectados, la enfermedad golpea con fuerza a las minorías.

El alcalde de la ciudad, el demócrata Bill de Blasio, reconoció una "clara desigualdad" en cómo la pandemia está afectando a las diferentes comunidades, en especial a los latinos. Según los primeros datos preliminares difundidos por el intendente, 34 por ciento de los neoyorquinos muertos eran latinos -que a su vez representan el 29 por ciento de la población local-, 28 por ciento eran afroamericanos -22 por ciento del total de habitantes-, 27 por ciento blancos -32 por ciento de la población local-, y 7 por ciento asiáticos -14 por ciento del total de habitantes-. Estas cifras parciales sobre los decesos, al igual que las del parte oficial, no incluyen a cientos de personas que murieron por el coronavirus en sus casas. La crisis sanitaria ya se cobró 701 mil puestos de trabajo por la caída de la actividad económica, que ha disparado el desempleo a 4,4 por ciento, el peor índice desde la última crisis financiera en 2008. Para paliar esta situación, el Congreso de Estados Unidos analizaba un paquete de asistencia adicional para contener el impacto económico del coronavirus, apenas días después de la entrado en vigor del mayor estímulo fiscal de la historia de 2 billones de dólares. La nueva ayuda, con más fondos destinados a las pyme y a los gobiernos locales y estatales, ascendería a 500 millones de dólares, según señalaron la presidenta de la cámara baja, la demócrata Nancy Pelosi, y Chuck Schumer, el líder de la minoría opositora en el Senado. En tanto, la Casa Blanca instó de nuevo a la población a respetar las medidas de distanciamiento social y aislamiento para evitar una segunda ola de contagios en las próximas semanas. "Si la gente vuelve a salir, a interactuar socialmente, podremos ver una segunda ola de contagios muy fuerte muy pronto", alertó la doctora Deborah Birx, miembro del equipo nacional de respuesta a la Covid-19, en una entrevista con la cadena NBC. La especialista se mostró esperanzada en que el país tenga menos muertes por el brote que las 100.000 a 240.000 proyectadas por el gobierno, pero insistió en que para ello era "realmente importante" cumplir con las recomendaciones al menos durante un mes. La pandemia también ha tocado con fuerza a los militares estadounidenses, con casi 2.000 contagios confirmados por el Pentágono.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario