Información Gral

Vaticano: reacción de conservadores por apertura de la Iglesia

Algunos prelados expresaron ásperamente su oposición a que se integren a homosexuales y se den sacramentos a los divorciados. El obispo de Polonia lo consideró "inaceptable".

Miércoles 15 de Octubre de 2014

Los obispos católicos conservadores se distanciaron ayer de un documento provisional que mostró una apertura sin precedente a los homosexuales y los divorciados, por considerar que no refleja sus posiciones y reclamaron cambios en la versión definitiva.

El documento provisional difundido al promediar el sínodo de dos semanas sobre la familia dijo que los homosexuales tenían dones que ofrecer a la iglesia y que sus uniones, aunque moralmente problemáticas, ofrendaba a las parejas homosexuales un apoyo invalorable y dijo que la iglesia debía acoger a los divorciados y reconocer los aspectos positivos de los matrimonios civiles y aun de los católicos que cohabitaban sin estar casados.

Varios conservadores que participan en el sínodo cuestionaron el documento. El titular de la conferencia de obispos de Polonia, el cardenal Stanislaw Gadecki, lo calificó de "inaceptable" por considerarlo una desviación de las enseñanzas eclesiásticas.

El cardenal estadounidense Raymond Burke, titular de la corte suprema del Vaticano, se quejó de que la Santa Sede estaba difundiendo informaciones "manipuladas" que no reflejan "el número consistente de obispos" que se oponían al tono del documento.

Esos obispos están convencidos de que no hay por qué cambiar la norma de que los católicos que se divorcian y vuelven a casar sin una anulación no pueden comulgar. La enseñanza tradicional dispone que, sin la anulación, estos católicos viven en pecado y por lo tanto no pueden recibir los sacramentos.

Acerca de los homosexuales, dijeron que se requería "prudencia para no dar la impresión de que había una evaluación positiva de dicha tendencia por parte de la iglesia".

Ante el revuelo que levantó el primer borrador de la asamblea de obispos, el sitio web de noticias de la Santa Sede, News.va, señaló ayer que "es importante recordar una vez más que lo que se habla en el Sínodo no es ni doctrina ni normas definitivas: no habrá resultados ahora, ya que el Sínodo solo está preparando un documento de trabajo que será discutido en todas las diócesis del mundo para preparar el sínodo de octubre de 2015".

"Será este segundo Sínodo el que presente una serie de recomendaciones al Papa, y él aprobará lo que considere mejor para el pueblo de Dios. Pero por el momento, no hay nada definitivo en ningún sentido", señaló la Santa Sede.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario