Información Gral

Investigan venta de un recién nacido en Añatuya

 Una comisión  policial viajará en las próximas horas a la provincia de Buenos  Aires para investigar e intentar localizar a un recién nacido que  fue entregado por su madre a consecuencia de la mala situación por  la que atraviesa.

Viernes 04 de Enero de 2008

Santiago del Estero- Una comisión  policial viajará en las próximas horas a la provincia de Buenos  Aires para investigar e intentar localizar a un recién nacido que  fue entregado por su madre a consecuencia de la mala situación por  la que atraviesa.

Fuentes judiciales y policiales señalaron a Télam que en el  nuevo caso de la venta de un bebé, se encuentran detenidas una  maestra rural y su hija, que se sospecha actuaron de  intermediarias en la venta del recién nacido.

De acuerdo a las investigaciones policiales, inicialmente se  logró determinar que el pasado fin, una joven discapacitada de  condiciones humildes, cuya identidad se mantiene en reserva por  razones legales, dio a luz un bebé que al nacer pesó 3,200  kilogramos.

La maniobra de la entrega de la recién nacida surgió cuando  una docente de la localidad de Los Juries, en la que vive la  abuela y madre biológica, le propuso entregar al recién nacido “a  mejores padres” con el compromiso de ayudarla económicamente.

En un primer momento, las mismas fuentes habían indicado que  la presunta venta del bebé se había frustrado por el accionar  policial, aunque luego se determinó que fue entregado a una pareja  que suponen reside en Buenos Aires.

Tras la entrega del pequeño y la denuncia radicada en la  localidad de Añatuya, población distante a 150 kilómetros al sur  de la capital santiagueña, la policía procedió a la detención de  dos mujeres -madre e hija- que tras negarse a prestar declaración  indagatoria, denunciaron que fueron víctimas de “apremios  ilegales”.

Las detenidas se encuentran a disposición del juez de  Instrucción en lo Criminal y Correccional de Añatuya, Alvaro  Mansilla, que les imputó el supuesto delito de “supresión de  estado civil” del bebé.

En tanto, una comisión policial investiga el destino del  recién nacido, en base a datos coßusos ofrecidos por la madre  biológica y la abuela, que residen en una casa tipo “rancho” de la  localidad de Los Juries, cercana al lugar en que se concretó la  presunta venta. (Télam)

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario