Información Gral

Emotiva visita de familiares de caídos en Malvinas al cementerio de Darwin

Un  contingente de 170 de familiares de caídos en la guerra de  Malvinas participaron este mediodía de una misa en el cementerio  de Darwin, en la que quedó inaugurado formalmente un cenotafio en  homenaje a los muertos durante el conflicto bélico.

Sábado 03 de Octubre de 2009

Río Gallegos- Un  contingente de 170 de familiares de caídos en la guerra de  Malvinas participaron este mediodía de una misa en el cementerio  de Darwin, en la que quedó inaugurado formalmente un cenotafio en  homenaje a los muertos durante el conflicto bélico.

En una ceremonia muy emotiva, el titular de la Comisión de  Familiares, Héctor Cisneros expresó su “gratitud al gobierno  argentino y británico por permitir este homenaje y también a los  isleños que hicieron de lado las heridas del pasado”.

Destacó, asimismo, que “el diálogo encima del conflicto hace  extraordinaria esta inauguración” y remarcó que “nos une con los  isleños el respeto por los que dieron su vida por la Patria ”.

La ceremonia se desarrolló en medio de un intenso frío,  fuertes ráfagas de viento y gran emoción de los familiares que  ofrendaron rosarios, flores y fotos de sus seres queridos y las  depositaron en una urna empotrada frente a la cruz que se  encuentra en el medio del cementerio.

 El grupo arribó después a las 11 al lugar  tras partir en varios micros de la base aérea de Mount Pleasant,  adonde llegaron procedentes de Río Gallegos.

Emocionados hasta las lágrimas, depositaron flores y rosarios  en las tumbas, mientras permanecieron varios minutos frente a ellas.

El contingente  con los familiares de los caídos en la Guerra de Malvinas arribó  hoy a las 9.58 a Puerto Argentino, donde fue recibido por el  vicegobernador isleño Paul Martínez y el comandante responsable militar  de las islas, Gordon Moulds.

El avión de LAN Chile que hizo escala en Río Gallegos para  trasladar a los deudos de los soldados aterrizó en la base aérea de  Mount Pleasant, desde donde partieron minutos más tarde en una  caravana de diez micros hacia el cementerio de Darwin.

Horas antes, la presidenta Cristina Fernández  de Kirchner había pedido a los familiares de los caídos en la Guerra  de Malvinas que vayan a las islas a “rendir homenaje” en nombre de  “40 millones de argentinos” y “de los derechos irrenunciables,  inclaudicables y legítimos” que tiene el país sobre el archipiélago.

En un breve discurso en el aeropuerto de Río Gallegos, en el  que habló conmovida hasta las lágrimas, antes de despedir a los  deudos que irán al cementerio de Darwin para la inauguración de un  cenotafio, la jefa de Estado reiteró que “los miembros de la  comunidad internacional algún día deberán comprender que no pueden  subsistir enclaves coloniales en pleno siglo XXI”.

“Vayan no solamente a ver a sus muertos, sino también a los  nuestros, porque los muertos de ustedes son también nuestros  muertos”, declaró emocionada la mandataria.

“Quiero que vayan con mucha fuerza, con mucha entereza y que  les digan que hay 40 millones de argentinos que les rinden homenaje  junto a ustedes, y que un día de este siglo un presidente  argentino va a ir a rendirles homenaje en nombre de los derechos  irrenunciables e inclaudicables que tenemos, y legítimos, sobre esas  islas”, agregó.

Remarcó que a ese pedido “lo haremos en el nombre del derecho  internacional como miembros de la comunidad internacional, porque  algún día deberán comprender que no pueden subsistir enclaves  coloniales en pleno siglo XXI”.

Fernández de Kirchner garantizó que “un presidente irá en  nombre de ese derecho internacional, en nombre de nuestros derechos  sobre las islas Malvinas y en nombre de la paz que debe reinar en  todo el mundo”.

“Gloria y honor a los caídos en Malvinas”, concluyó, tras lo  cual los familiares de los ex combatientes cerraron el acto con  aplausos.

Luego, la Presidenta despidió uno a uno a los deudos con  mensajes de aliento antes de abordar el avión que los depositó más tarde en  Puerto Argentino, en los que la palabra “fuerza” fue la que más se  escuchó.

El avión de la empresa Lan Chile partió minutos después de las  8.25 con un contingente con cerca de 170 personas, que rendirán  homenaje a los 649 argentinos que murieron en el conflicto bélico  con el Reino Unido que se inició el 2 de abril de 1982.

Algunos de los familiares, sin embargo, no pudieron viajar  porque no contaban con el pasaporte.

El regreso al aeropuerto para emprender la vuelta hacia Río  Gallegos, en una escala que se hace excepcionalmente esta vez y en  otro vuelo que se hará el próximo sábado, está previsto para cerca  de las 15.30. (DyN)

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS