Edición Impresa

Abreu dijo que lo hecho con Arsenal debe ser el despegue: "De todos los partidos elijo este"

Abreu dijo que Central, salvo ante Tigre, fue siempre competitivo. "El primer tiempo fue muy bueno. El equipo fue avallasador", opinó el uruguayo.

Lunes 23 de Septiembre de 2013

Sebastián Abreu va entrando en el corazón de la gente. Por sus goles clave, sí, pero también porque desde afuera se nota que es un jugador importante para este presente canalla. La necesidad se traduce muchas veces en urgencias, por lo general malas consejeras. Y es en esas circunstancias donde se precisan futbolistas con la experiencia suficiente para clarificar donde otros se obnubilan. Todo eso viene representando el uruguayo, hoy goleador auriazul con 3 conquistas, y desde ese lugar de la trayectoria cree que Central sólo había defeccionado ante Tigre, pero que lo realizado ante Arsenal debe ser el piso desde donde proyectarse. Prefiere hablar de lo colectivo, pero en lo personal apunta que se siente en sintonía con el equipo.

"El primer tiempo fue muy bueno. El equipo fue avallasador", opinó Abreu e hizo las comparaciones con los demás encuentros jugados en este Inicial. "Con Quilmes el equipo me gustó, el partido con Godoy Cruz fue muy bueno y el de River fuimos inteligentes. Tuvimos partidos parejos, pero si me das a elegir, elijo este por lo que fue el contagio de la parte anímica y la forma de jugar del equipo de un lado al otro con tranquilidad, paciencia y triangulaciones por las bandas. Y de acá en más no podemos negociar menos de esto".

Y en esa línea de pensamiento, el oriental expresó: "Honestamente, salvo en la derrota con Tigre, creo que el equipo fue combativo, competitivo y dinámico. Hemos tenido detalles que nos llevaron a perder pero el equipo dio la cara. A partir de hoy, por lo que veníamos sufriendo por las tres derrotas consecutivas, el camino es este. Que un rival te haga un gol a los tres minutos, es duro para cualquiera. Pero nos sobrepusimos y demostramos que somos competitivos ante cualquiera".

"La verdad es me siento bien, estoy feliz", dijo Abreu en un diálogo jugoso por todas las consideraciones que volcó, inclusive las extrafutbolísticas (ver aparte). "Ustedes recién ahora tienen la oportunidad de convivir en el día a día, pero a lo largo de mi carrera he vivido por y para el fútbol. He sido muy egoísta, inclusive con mi familia por ese amor que le tengo al fútbol. Y por ese amor mismo, cuando vos estás enamorado disfrutás al máximo. No estás enojado, no hablás de vida o muerte o de presión, sino de responsabilidad, disfrutar y en el día a día prepararte para mejorar porque siempre hay que hacerlo. Después es el entrenador quien dispone quien juega".

Y ese bienestar interno que manifiesta, cree que se traslada a las tribunas. "Noté que mi llegada ha sido bien aceptada y recibida. Y por estas circunstancias del fútbol de convertir, y encima goles que han ayudado al equipo, hizo que esa ilusión de la gente vaya de la mano con la que uno tiene".

Abreu también respondió a la consulta sobre si creía que por su experiencia era más conveniente que entre en los segundos tiempos. "Humildemente, creo que los partidos en que me tocó jugar de entrada la sintonía futbolística con el equipo fue buena, más allá de que no pudimos ganar. Pero hago el análisis colectivo sobre el individual. Uno sabe que está bien y después Miguel (Russo) es el que dispone quién juega para cada partido. Por ahí la característica del rival lo hace optar por uno u otro para sorprender, porque en un plantel tan parejo tenés esa posibilidad".

A pensar en All Boys

El viernes, a las 18.20, Central afrontará otro duro compromiso, en Floresta ante All Boys. Y hoy a las 10, en Arroyo Seco, el plantel empezará a trabajar para ese partido, sin lesionados ni suspendidos.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS