Economía

Inversiones: cómo sacar ventaja a la variante Delta

Los fabricantes de vacunas no son las únicas empresas que pueden salir ganando. Hay que fluir con las empresas que se sientan cómodas como están

Domingo 22 de Agosto de 2021

¿Cómo sacarle ventaja a la variante Delta en el sector de las inversiones? La cepa está generando un delay en la recuperación mundial prevista, poniendo a casi todos los sectores en una especie de limbo, imposibilitando a los traders mundiales a hacer foco en el difuso camino que se presenta hacia adelante.

Mutan las restricciones, los bloqueos, los mandatos de las máscaras. La Delta nos lleva de nuevo cerca del comienzo de la historia, pero cambiando el enfoque mundial de prevención por su alta trasmisibilidad, haciendo distinta toda la historia. Antes, los cuidados, el distanciamiento, los cierres largos, etc, eran el punto focal. Hoy, son las vacunas las que ayudan a prevenir y proteger. Es decir, la historia no se repite del todo, pero se reserva el derecho de hacerlo, si se permite que Delta se propague sin control, creando una mutación nueva, potencialmente a prueba de vacunas.

Este nuevo comienzo que no es comienzo, sino más bien un período de ajuste que hará que el Covid-19 (en cualquiera de sus variantes) termine siendo finalmente una gripecita, hará que los inversores mundiales se orienten a sectores que operen en el límite vacío entre la reapertura y los cierres totales para encontrar ganancias.

No serán las empresas que incrementaron sus ingresos por sumar suscriptores, tráfico o usuarios (ejemplo Netflix o Zoom). Si bien empresas como éstas crecieron mucho en la pandemia, hoy están recibiendo una paliza desde que se aprobaron las vacunas incluso, sabiendo que venía ese día. Google, Facebook, Instagram, y otros similares, también bajarán el ritmo por razones similares.

El límite difuso generado por la variante del virus, si dura demasiado tiempo, haría que sus ingresos por publicidad dejen de crecer producto de que los minoristas podrían dejar de invertir en publicidad en línea, como lo hicieron al comienzo de la pandemia. Claramente, los tipos de empresas, que relacionan sus ganancias con la tasa de uso en función de la inmovilidad del cliente no son el camino, ya que empezarán a crecer mucho menos (o a caer según el caso) a medida que las personas vayan aumentando la movilidad.

Ahora bien, ¿dónde se pueden encontrar acciones que tengan oportunidades de ganancia en este estado intermedio actual? La respuesta a esta pregunta es muy general, pero también muy precisa: son todas las empresas que no se beneficiaban directamente de la inmovilización, sino que estaban teniendo éxito porque las condiciones siguen siendo las adecuadas.

Hoy por hoy, los ganadores netos son los fabricantes de vacunas. Moderna, Pfizer y BioNTech se han disparado últimamente, ya que las ganancias de las empresas han mostrado un fuerte crecimiento. Teniendo en cuenta que sólo el 30% del mundo ha recibido al menos una dosis, y que probablemente se necesitarán refuerzos en el futuro, este tren de salsa permanece lejos de su destino.

En la misma situación están los que no son productores actuales, ya que hay toneladas de empresas que buscan vacunas con nuevos ensayos clínicos (Novavax), por ejemplo, cuenta con la protección más fuerte de cualquier vacuna Covid que existe con una tasa de protección impecable del 100% contra enfermedades moderadas o graves, y una eficacia general del 90%, en ensayos clínicos de fase 3.

Sin embargo, los fabricantes de vacunas no son las únicas empresas que pueden salir ganando mientras soportamos el purgatorio. A lo largo de esta pandemia, ha habido una escasez bastante persistente que ha impulsado la demanda y los beneficios cada vez más altos para las empresas que comercian directamente con productos básicos. La escasez incluye desde semiconductores que han hecho casi imposible tener una PSP 5, hasta cualquier otro producto básico (que sirva para hacer otros productos), ejemplo, la escasez de madera que ayudó a disparar los precios de la vivienda en EEUU.

La regla básica es sencilla: hay que dejarse llevar por la corriente e invertir en el vacío; esto significa entonces fluir con las empresas que se sientan cómodas como están.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario