Policiales

Quedó libre pagando 15 mil pesos en cuotas un hombre acusado de abusar de su hija

La presunta agresión sexual fue descubierta por la madre de la nena de 4 años, quien ahora reclama justicia tras conocer que su expareja quedó en libertad bajo fianza

Jueves 20 de Agosto de 2020

Un hombre acusado de abusar de su hija de 4 años, tras ser denunciado por su exesposa y madre de la nena, quedó en libertad al pagar una fianza de sólo 15 mil pesos, cifra que incluso pudo saldar en tres cuotas.

Fue la madre de la nena, Wanda G., quien este jueves hizo púbica su indignación por la insólita cifra que le impuso el juez de primera instancia Alejandro Negroni para dejarlo en libertad. "En Tribunales me están dando vueltas, él está libre luego de que le hicieran pagar una fianza de 15 mil pesos en tres cuotas y mi hija deberá vivir toda su vida con este sufrimiento", reclamó la mujer.

El presunto abuso se produjo el 3 de julio y dos días después Wanda y su hija se fueron de la casa que compartían para refugiarse en el domicilio de los abuelos maternos, en la zona oeste de la ciudad, para luego hacer la denuncia en la comisaría de la mujer.

Posteriormente, y tras ser detenido el miércoles 22 de julio, dos días después en la Oficina de Gestión Judicial del Centro de Justicia Penal de Rosario se realizó la audiencia imputativa al joven Gustavo D.O. por el delito de abuso sexual gravemente ultrajante, en la que el fiscal Diego Meinero le imputó el hecho del 3 de julio.

Un relato desgarrador

La madre narró la pesadilla que vivió cuando acostada quiso abrazar a su hija y descubrió a su expareja cubierto por las sábanas haciéndole sexo oral a la menor, y ante la aberrante agresión sexual el hombre alegó en todo momento que se confundió y que estaba dormido.

"En todo momento él reconoció lo que hizo, pero al principio me dijo que pensó que era yo, después que estaba dormido, y así un montón de excusas. Se fue a trabajar y cuando volvió le dije que me iba con mi hija, ahí él me pidió que me quedara, que se iba él, pero como nosotros vivíamos arriba de la casa de mis suegros a los dos días me fui a vivir con mis padres. Lo único que me pedía es que no lo denuncie", describió Wanda en declaraciones a El Tres TV.

"El en todo momento reconoció lo que hizo, no sólo en los chats y otras pruebas que presenté cuando lo denuncié sino también lo hizo cuando fue citado por la justicia, y la que lo dejó libre pagando 15 mil pesos en tres cuotas", contó la madre de la víctima.

Gustavo tiene restricción para acercarse a la propiedad en la que vive la menor, no puede salir del país y debe presentarse ante dependencia judicial una vez por semana.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario