Policiales

Detienen a un policía que le disparó a un ladrón desarmado

Maximiliano C. será imputado de tentativa de homicidio y por la adulteración de la escena y del acta del hecho ocurrido hace tres meses.

Viernes 18 de Mayo de 2018

Un policía de 39 años fue detenido por balear por la espalda, tres meses atrás, a un joven que huía tras un asalto a un súper céntrico. Fuentes judiciales adelantaron que el suboficial de la comisaría 2ª Maximiliano C. será imputado hoy de tentativa de homicidio y falsificación de documento público, ya que hay indicios de que "adulteró la escena y el acta".

El hecho, ocurrido el feriado de carnaval del martes 13 de febrero, fue presentado como un enfrentamiento entre el suboficial y el presunto asaltante, que terminó internado en el Hospital Provincial. Pero imágenes captadas por un domo muestran cómo el sospechoso arrojó un arma antes de ser baleado por el policía, que luego agarró el arma que había tirado el sospechoso y la colocó cerca de donde éste había caído.

En tanto, voceros judiciales señalaron que el joven baleado — Facundo O., de 27 años— está fuera de peligro y permanece detenido e imputado del atraco. En principio, afirmaron, imágenes de cámaras de vigilancia del interior del local asaltado comprometen su situación.

Confusa actuación

Cerca de las 11.30 del pasado 13 de febrero dos hombres asaltaron un supermercado chino ubicado en Maipú al 1200. Por allí pasaba el suboficial C., quien vio cómo un joven salía armado del local y corría hacia una moto en la que lo esperaba un cómplice. La versión oficial de ese día señaló que el policía, vestido de civil, dio la voz de alto pero el sospechoso no se detuvo, por lo que disparó al menos dos veces: una al piso y la otra al presunto ladrón.

El hecho se presentó confuso desde el principio. La información de la Fiscalía dio cuenta de que Facundo O. había sido herido en la espalda por una bala con orificio de entrada y salida en la parte superior del tórax. Se indicó que estaba internado fuera de peligro y el caso era investigado por el fiscal de Flagrancia Mariano Ríos.

Sobre la actuación policial, entonces sólo se indicó que no había formación de causa contra el suboficial cuya identidad no fue informada y que se había secuestrado un proyectil para peritar, así como ordenado análisis de alcoholemia, alcoholuria y dermotest.

Armado y desarmado

Dos días después del hecho, el 15 de febrero, Ríos imputó a Facundo O. de robo calificado y portación y tenencia de arma de fuego. El joven estaba internado pero fuera de peligro y le dictaron prisión preventiva por 90 días. La medida cautelar fue apelada y será tratada el próximo jueves en una audiencia de Cámara.

En cuanto al policía, muy poco se supo hasta que ayer la Fiscalía Regional Rosario anunció su arresto por orden de la fiscal de Violencia Institucional Carina Bartocci. Según el parte de prensa, Maximiliano C. vio a Facundo O. correr con un arma de fuego hacia una moto luego de perpetrar un robo. Entonces el policía, que estaba vestido de civil pero no franco de servicio, "bajó de su vehículo —no se especificó si era un patrullero o su auto particular— y dio la voz de alto identificándose como policía".

El agente, según la información oficial, "efectúa un disparo de arma de fuego que impacta en la espalda al sindicado por robo que se encontraba desarmado dado que había tirado el arma. Los indicios dan cuenta de que se adulteró la escena del hecho y el acta de procedimiento".

En ese marco, Maximiliano Agustín C. será imputado hoy en una audiencia que en principio está prevista para las 12 ante el juez Hernán Postma. En principio se prevé que la fiscal Bartocci le atribuirá los delitos de tentativa de homicidio y falsificación de documento público.

Video

Entre los elementos que comprometen al policía están las imágenes captadas por un domo instalado en la esquina de Maipú y Mendoza. Las imágenes muestran a un hombre —el policía C., vestido de civil— sosteniendo un arma con sus dos manos e intentando cortarle el paso a otro que escapa a la carrera mientras un tercero lo espera en una moto.

Al ser sorprendido por el policía, se ve claramente cómo el sospechoso arroja su arma en la esquina y sigue corriendo en su intento de treparse a la moto de su cómplice, que para entonces fugaba en contramano por Mendoza al 900. En el trayecto se observa cómo, a mitad de cuadra, un peatón intenta en vano frenar con una zancadilla la huida del presunto ladrón.

Las imágenes muestran luego a Maximiliano C. otra vez en la esquina —para entonces Facundo O. ya había caído baleado en la espalda— hablando por teléfono junto al arma que había tirado el sospechoso. Momentos después la levanta y la lleva hacia el lugar donde el presunto ladrón estaba caído. Eso demuestra que, en contradicción con el acta policial que refiere el secuestro del arma a un metro del cuerpo del sospechoso, el joven estaba desarmado cuando el policía le disparó.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario