Policiales

Balean a un comerciante de origen chino en su súper de barrio Belgrano

Ocurrió a las 14.30 de ayer en Mendoza 1190 B y la víctima, de 43 años, estaba grave en el Heca. Testigos dijeron que los autores también eran chinos.

Sábado 02 de Marzo de 2019

Un comerciante de nacionalidad china estaba en grave estado anoche en el Hospital de Emergencias Clemente Alvarez después de haber sido baleado en la boca por al menos otros dos hombres de su mismo origen frente a su local del barrio Belgrano. Al respecto, los pesquisas de la comisaría 14ª y de la División Homicidios de la Policía de Investigaciones (PDI) no descartaban que el hecho esté vinculado a la llamada "mafia china" que desde años actúa en el país y suele saldar con balas los incumplimientos por el pago de su "servicio de protección".

Según fuentes de la investigación, el hecho ocurrió alrededor de las 14.30 de ayer en el supermercado Good, ubicado en Colombia 1190B, a metros del cruce con avenida Mendoza. Poco después, el jefe de la División Homicidios de la PDI, Diego Sánchez, fue informado por el personal de la comisaría y el fiscal de la Unidad de Homicidios Dolosos Ademar Bianchini de lo que había ocurrido, por lo que se hizo presente en el lugar para tomar a su cargo la investigación del episodio.

Connacionales

De acuerdo a la reconstrucción policial a partir de testimonios de vecinos de la cuadra donde está el negocio, los autores del hecho también serían de nacionalidad china y habrían llegado hasta el lugar caminando. Esos hombres ingresaron a la vivienda de la victima y le efectuaron disparos con un arma de fuego por lo que la víctima, identificada como Li Zhong Xian, de 43 años, salió a la calle corriendo y pidiendo ayuda a la vez que los agresores huían a pie.

Mientras el comerciante herido con un disparo de arma de fuego en la boca fue asistido por una ambulancia del Sies y trasladado al Hospital de Emergencias Clemente Alvarez, donde los médicos diagnosticaron que tenía una herida de arma de fuego con orificio de entrada en la boca y sin salida, los pesquisas que llegaron al lugar ingresaron a la propiedad y allí encontraron varias vainas servidas calibre 9 milímetros.

Sin palabras

Pero los investigadores, al querer avanzar en su trabajo, se toparon con que "tanto la víctima como los empleados del supermercado manifestaron no saber hablar español, por lo cual no les pudieron tomar declaraciones hasta el momento". De tal manera que nada se sabía anoche sobre la posible motivación del atentado y mucho menos de sus autores.

En este sentido, y cada vez que ocurre un hecho similar en l aciudad, la negativa de los comerciantes o sus familiares a brindar datos lleva al estancamiento de la pesquisa pero también a presumir que no hablan por temor a represalias de aquellos que, según quedó demostrado en otras investigaciones, les cobran importantes sumas de dinero para dejarlos trabajar.

Finalmente, por orden del fiscal Bianchini, el Gabinete Criminalístico de la PDI se hizo presente en el supermercado para tomar testimonios y corroborar si hay cámaras de seguridad en el recinto o en comercios cercanos a fin de poder observar los movimientos realizados por los maleantes.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});