Pandemia

Pasaron la noche de fiesta en un edificio y esta mañana los demoraron

Son cinco jóvenes que fueron denunciados por vecinos del departamento. Los llevaron a una seccional y les iniciarán una causa penal.

Lunes 17 de Agosto de 2020

Uno, dos, cinco llamados telefónicos al 911 realizados durante la noche y la madrugada por habitantes de un edificio del macrocentro de Rosario permitió desactivar una reunión social que se estaba produciendo en un departamento. Como resultado del procedimiento, cinco personas jóvenes fueron demoradas a las 9 de la mañana y les iniciarán una causa penal por desobedecer las disposiciones vigentes para prevenir los contagios de coronavirus. Habían pasado toda la noche de fiesta.

Ni las reiteradas advertencias oficiales, ni las campañas públicas, ni la cantidad de contagios parecen suficientes para evitar reuniones que están prohibidas por decreto en toda la provincia para tratar de contener el avance del Covid-19. Los ejemplos se repiten y la intervención de la policía y otras autoridades tampoco logran convencer a todos sobre la necesidad de observar y acatar estas medidas y otras, como el uso del tapaboca.

Durante la noche del domingo, vecinos de la zona de Tucumán al 2000 empezaron a llamar a la policía porque escuchaban sonidos que inequívocamente hacían suponer que se estaba desarrollando una reunión no permitida. Los llamados se repitieron durante la madrugada e incluso esta mañana. El 911 envió al lugar a efectivos de la Brigada Motorizada de la Unidad Regional II, quienes comprobaron que efectivamente en el piso 12 de un edificio enclavado a esa altura había una reunión social.

>> Leer más: Desbaratan tres fiestas en Rosario y detienen a 66 personas

Como resultado de la llegada de la policía no sólo se desactivó la reunión sino que además cinco personas, tres varones y dos mujeres, fueron demoradas y trasladadas a la seccional 2ª de policía. A todos les iniciarán causa y seguramente serán imputados por violar la prohibición de las reuniones sociales. De acuerdo a datos extraoficiales, eran jóvenes que habían pasado la noche en uno de los departamentos de la torre.

Tanto las autoridades políticas como sanitarias vienen advirtiendo que la mayor cantidad de contagios se da precisamente en las reuniones sociales y familiares, y esa es la razón por la que están prohibidas. De hecho, el intendente Pablo Javkin había recomendado públicamente la semana pasada que los festejos por el Día de las Infancias se trasladara a los parques públicos, con respeto del distanciamiento social, antes que en el interior de las casas. "Es más seguro", había asegurado.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario