Pandemia

Misiones fabricará los termómetros infrarrojos inteligentes

Son los primeros termómetros infrarrojos inteligentes (IOT) que comenzaron a fabricarse en el país.

Domingo 07 de Junio de 2020

Los primeros termómetros infrarrojos inteligentes (IOT) que se fabrican en el país comenzaron a desarrollarse en la provincia de Misiones, con el apoyo económico del Ministerio de Ciencia y Técnica de la Nación.

La producción comprende a diversos modelos de termómetros inteligentes para medir la temperatura corporal sin contacto, por la empresa Fan.Iot, un consorcio público-privado creado en diciembre de 2019 por el Ministerio de Educación de Misiones, que lideró el proyecto.

Estos aparatos permiten la detección temprana mediante la medición de temperatura en humanos y su lectura en pantalla, con el agregado de contar con capacidad inteligente para enviar estos datos vía Wifi a un sistema propietario y/o a aplicaciones de terceros en el marco de un protocolo de seguridad.

"Esto fue posible gracias a un equipo de personas comprometidas con el desarrollo de tecnología de avanzada para el país, que creen firmemente en el potencial de los recursos nacionales, y su potencial tecnoexportador", dijo a Télam Martín Buenos, integrante del directorio de Fan.Iot.

En el inicio de producción del termómetro resultó fundamental el aporte económico de casi $8 millones realizado por el Estado nacional a la Fábrica Argentina de Nano Sensores IOT (Fan.Iot), con el objetivo de ampliar sus capacidades técnicas.

Este aporte se enmarca dentro de un conjunto de acciones lanzadas en marzo pasado por el Ministerio de Ciencia y Tecnología de la Nación en colaboración con la Agencia Nacional de Promoción de la Investigación, el Desarrollo Tecnológico y la Innovación (Agencia I D i ) con el objetivo estratégico de financiar proyectos tecnológicos para mejorar la capacidad nacional de respuesta a la Covid-19.

El proyecto —que contempla un desarrollo de etapas diferenciadas— prevé para mediados de este mes una producción inicial de 100 dispositivos, para una fase de testeo temprano que se utilizarán en entidades preseleccionadas.

Para una segunda etapa proyectan la producción de 1.000 dispositivos más -en los meses de julio y agosto- y en septiembre comenzaría la fabricación a escala. El termómetro tendrá un precio de mercado de alrededor de US$ 150 en su modelo base.

Uno de los usos previstos para el termómetro inteligente es para ser instalado en accesos a colegios, oficinas públicas, aeropuertos, pasos fronterizos, centros comerciales y hospitales, con el objetivo de disparar alarmas de detección temprana. El aparato enviará en tiempo real los datos registrados, de manera de poder trazar, analizar y predecir.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario