paginasolidaria

Estudiantes de la UNR darán apoyo escolar en villa Banana

Desde las facultades de Ciencias Económicas y Psicología ayudarán a chicos de primero a tercer grado de dos escuelas públicas de la zona.

Jueves 12 de Septiembre de 2019

La organización Siembra y Cosecha de villa Banana firmó un convenio con escuelas de la zona y la secretaría de extensión universitaria de dos facultades de la Universidad Nacional de Rosario (UNR) para que alumnos ayuden a los niños con el estudio.

A partir de hoy, diez estudiantes de Ciencias Económicas y de Psicología, ambas carreras de la UNR, comenzarán a ayudar a los chicos de las escuelas Floriano Zapata y Martín J. Thompson.

Los estudiantes universitarios se sumaron como voluntarios e irán al barrio una vez por semana para colaborar en el aprendizaje de los chicos de primero a tercer grado. Las clases de apoyo se realizarán una vez por semana en dos sedes: en la iglesia evangélica de Servando Bayo 2485 y el salón de la asociación Siembra y Cosecha, ubicada en Río de Janeiro 2645.

El proyecto recién comienza y la idea es extenderlo a toda la escuela primaria y a otras instituciones educativas de la zona.

La encargada del área educación de la asociación Siembra y Cosecha, Marina Alegre, contó que los chicos "pasan de grado en la escuela, pero hay alumnos que están en cuarto grado y no saben leer de corrido, y también hay otros que están pasando situaciones difíciles y tal vez necesitan un apoyo por parte de un psicólogo o de un piscopedagogo".

Por eso, los universitarios no sólo ayudarán a mejorar el aprendizaje en las materias de la escuela, sino que también detectarán si hay casos de niños que necesiten apoyo profesional.

"Los estudiantes se reunirán cada 15 días con los directivos de ambas escuelas para comentar los avances de los chicos", agregó Marina ilusionada con el proyecto que arranca hoy.

"Tenemos grandes problemas de deserción escolar y esto no sólo en la secundaria, sino también en la primaria. Y si los chicos no van a la escuela, están en la calle, con todos los riesgos que ello implica. Por esto desde Siembra y Cosecha buscamos promover la educación", aseguró, la voluntaria que desde hace tres años colabora con la fundadora de la organización, Liliana Sánchez.

"Hay chicos que en cuarto o quinto grado dejan la escuela. A veces es porque no tienen apoyo ni incentivo desde el hogar, pero en otros casos es porque tienen que ir con sus papás a cirujear o a mendigar al centro", se lamentó Marina.

"Sabemos que si estos niños se sienten alentados en el estudio y en el progreso escolar, es probable que no abandonen las aulas", continuó.

Desde la organización trabajan conjuntamente con otras organizaciones del barrio. "Logramos una unidad entre todos para poder sacar a los chicos adelante_ comentó la voluntaria_ y estamos intentando generar proyectos educativos para la zona".

Junto con las clases de apoyo escolar, desde Siembra y Cosecha ya programaron servir un desayuno para los chicos que concurran a la mañana y una merienda para los que vayan a la tarde.

Estas jornadas se realizarán en contraturno con la escuela y los chicos deberán concurrir con sus cuadernos y materiales escolares para que los puedan ayudar.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario