Newell's

Bidoglio es un déjà vu de 2014: otra vez la caza del DT terminó en casa

Después de negociar con siete técnicos, la CD eligió a Bidoglio. En 2014 pasó algo similar con Raggio.

Lunes 24 de Diciembre de 2018

La búsqueda implacable del técnico terminó sin impacto. Porque al final la dirigencia de Newell's optó por dejar de analizar nombres y se quedó con lo que tenía a mano en casa: Héctor Bidoglio. El DT de la reserva, que dirigió dos encuentros tras la renuncia de Omar De Felippe, no aparecía entre los candidatos porque la idea era conseguir los servicios de un apellido con cierta espalda para afrontar el desafío en 2019. Los directivos transitaron varias semanas de negociaciones con el fin de encontrar el ideal y se quedaron en el intento. El paso del tiempo generó incertidumbre entre los hinchas y el sábado la CD anunció la contratación de Bidoglio.

La historia parece repetirse, al menos en este punto de conseguir un DT de renombre y concluir con el que tenía más cerca. En 2014 sucedió algo similar cuando durante un receso la Lepra estuvo negociando con una decena de entrenadores de todo tipo, pero al cabo de sesenta días optó por darle la oportunidad a Gustavo Raggio, quien estaba en las inferiores. Dos meses de charlas con técnicos de distintos lugares y no hubo acuerdo con ninguno.

Ahora Newell's se quedó sin conductor a fines de noviembre tras la salida previsible de De Felippe y a partir de ahí la dirigencia comenzó a analizar diversos nombres que reunieran las características para darle el mando del plantel de primera división. Eduardo Domínguez, Beccacece, Cocca, Mariano Soso, Fernando Gamboa, Gustavo Quinteros y Pablo Lavallén estuvieron dentro de la órbita rojinegra y con ninguno de ellos pudo lograrse un acuerdo. Es cierto que no es fácil la situación de la entidad, no sólo por el andar futbolístico y la necesidad de sumar puntos para engrosar el promedio, sino porque no cuenta con una billetera importante para reforzar al plantel. Y ese fue uno de los puntos más trascendentes en cada una de las negociaciones. Porque tampoco ningún conductor pretende salir a pelear lo que resta de la Superliga sin armas.

El director deportivo Sebastián Peratta estuvo en las charlas con los diferentes candidatos como también lo hicieron los máximos directivos. Y la prioridad estuvo siempre en conseguir un técnico con cierto renombre ya que no tenía demasiado consenso la idea de apostar a alguien del club, en este caso Bidoglio. Y el propio ex volante lo sabía y reconoció antes de que comenzara el receso que "los dirigentes me dijeron que iba a estar en el cargo por dos partidos, hasta el receso". Esa idea primaria se diluyó como las chances de los nombres apuntados para darle la conducción del equipo y la dirigencia optó por cerrar la búsqueda y ratificar a un hombre de la casa.

La Lepra cerró su participación en el primer semestre de la Superliga el 7 del corriente mes, pasaron dos semanas y recién ahora tiene DT. El club necesitaba resolver el tema lo antes posible porque a esta altura debería estar inmerso en la operación refuerzos. No hay demasiado espacio porque la semana próxima comenzará la pretemporada y es sabido que no es nada simple. Todo lo contrario.

Otra vez la caza del DT terminó en casa. Y quedó la sensación de que Newell's perdió tiempo porque recién ahora podrá apuntar con mayor intensidad en nombres —al menos para el ojo ajeno— y, a la vez, chocará con la necesidad económica y la obligación de conseguir alguna transferencia. Porque, cabe recordar, así lo exige el juez y el órgano fiduciario.

Reserva. Aldo Duscher es el hombre elegido para hacerse cargo de la reserva que quedó vacante tras la designación de Bidoglio en primera. Tendrá como ayudante a Facundo Quiroga.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});