La ciudad

Una heladería denunció a Glovo por "engañar" a sus clientes

La dueña de Catania recibió quejas por la calidad del producto solicitado a la aplicación. "No tenemos delivery", respondió.

Miércoles 20 de Febrero de 2019

Las denuncias contra la aplicación de delivery Glovo continúan desde diversos sectores. A los cuestionamientos por no contar con habilitación municipal, entre otras irregularidades, se sumó una situación más que llamativa. La dueña de una tradicional heladería la acusó de estafa por utilizar su marca para ofrecer pedidos a domicilio. "No tenemos ese servicio, por lo que no sabemos qué calidad de helado han ofrecido bajo nuestro nombre y, para colmo, a un precio mayor al que lo vendemos en el mostrador", dijo Viviana Castro.

La titular de la empresa Catania alertó de este modo sobre falsas promociones de la app de cadetería. "Es totalmente falso, no tenemos delivery de ningún tipo", insistió. Así, expresó su preocupación por la "publicidad engañosa" que perjudica a su local. "Nunca tuvimos relación con esta empresa, no existe ni existió ningún vínculo, ni firmamos ningún contrato; es más eliminamos el delivery hace cuatro años por una cuestión de seguridad del producto", aclaró.

En los últimos días, las redes sociales se hicieron eco de una serie de cuestionamientos por parte de los clientes de Catania, quienes arrobaron a la firma a la hora de relatar que el producto solicitado no llegó en buen estado. La heladería respondió y deslindó responsabilidades.

"Ellos nos están utilizando, literalmente", graficó la comerciante y precisó que el engaño no sólo continuará visibilizandose en la redes con capturas de pantalla, sino que recurrirá a la Justicia. "Tenemos los mensajes donde Glovo responde a los clientes que consultan respecto de envíos a domicilio por esta aplicación", manifestó con disgusto la dueña del local.

"Nosotros tenemos una relación muy directa con el público que concurre al local (Avellaneda y Zeballos), tenemos una sola boca de expendio muy cuidada, y esta gente utiliza la aplicación para hacer una publicidad ficticia sobre mi negocio y para cobrar un precio al que yo no vendo, ya que llegaron a cobrar un kilo de helado a 590 pesos", detalló luego Castro en diálogo con La Ocho.

Asesoramiento

Castro afirmó que ya se contactó con un abogado para realizar una presentación judicial. "Cada tanto venían los de Glovo, pero siempre les dije que no quería trabajar con ellos ni con ninguna empresa", precisó.

En tanto, reflexionó acerca del posible modus operandi. "Es posible que vengan a comprar a la caja como un cliente común, y vos no sabés si son de esta empresa o no; si dejan la moto a la vuelta, no lo sé. Me llamaba la gente confundida y me decía que habían pedido delivery, pero que se le dio a elegir un solo sabor", advirtió.

El concejal justicialista Eduardo Toniolli ya había denunciado en la Intendencia a las compañías de reparto Glovo y Rappi y notificó al Ejecutivo sobre las actividades comerciales de ambas firmas en Rosario, "sin habilitación municipal".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});