La ciudad

Por deudas salariales, los choferes de colectivos de Rosario volvieron al paro

La medida de fuerza afecta al transporte urbano e interurbano. El reclamo incluye el aguinaldo y otros pagos que no se efectivizaron.

Jueves 02 de Julio de 2020

En señal de reclamo por el aguinaldo y otras deudas salariales de meses anteriores, la UTA (Unión Tranviarios Automotor) volvió al paro. La medida, que afecta al transporte urbano en Rosario y su zona de influencia, es de carácter nacional y cuenta con la adhesión de los referentes gremiales locales, quienes remarcaron que se estirará hasta que se efectivice el pago.

La huelga comenzó a la 0 de hoy y se extenderá por tiempo indeterminado.

La agitada reunión de ayer por teleconferencia, que se dilató más de una hora y cuarto, no alcanzó para alcanzar un punto de acuerdo, o alguna promesa de pago cierta para los trabajadores.

De ese encuentro, a través de la plataforma digital Zoom, participaron los delegados de UTA, representantes de los empresarios del transporte automotor de pasajeros de Argentina (Fatap) y funcionarios del Ministerio de Transporte de la Nación.

En ese cónclave, se decidió la medida de fuerza nacional, que afectará el funcionamiento urbano de la ciudad de Rosario y sus alrededores.

En la tarde de ayer, referentes de la UTA local, expresaron las razones de esta manifestación de protesta. "Después de las teleconferencias que se desarrollaron hoy (por ayer), con autoridades del Ministerio de Transporte, con la Secretaría del Interior, y con compañeros de distintas seccionales del país, hubo respuestas negativas a nuestros reclamos por el aguinaldo. Por eso, decidimos un corte de crédito laboral, a partir de la 0 del jueves (por hoy)", destacó Sergio Copello, titular de la UTA Rosario.

En rueda de prensa, el sindicalista contó que la exposición de los empresarios fue similar a la del mes anterior. "Nos dijeron que durante el transcurso del mes podrían estar abonando el salario, pero con respecto al aguinaldo no hubo ninguna respuesta. Manifestaron que no hay dinero para afrontar eso", confió Copello.

El gremialista recordó que "en muchas seccionales del país fue automático el comienzo de la medida de fuerza", pero advirtió que en Rosario se decidió por el comienzo del paro, a la 0, de hoy, "porque conocemos la idiosincrasia del rosarino, entendemos que es mejor y más adecuado comenzar a esa hora el paro".

En tanto, Copello se encargó de subrayar que "la medida de fuerza es por tiempo indeterminado, hasta que se efectivice el pago que reclamamos, o hasta que tengamos una idea cierta y concreta de cuándo se podrá acreditar nuestro salario".

"En la reunión, las empresas dijeron que no tienen el dinero necesario para afrontar estas obligaciones. La provincia y la Municipalidad se mostraron en la misma sintonía. Y la Nación, igual", resaltó el titular de la UTA local.

Y profundizó su análisis: "En el interior del país, en la Argentina pobre como le decimos nosotros, recibimos una cantidad de recursos mucho menor que otros sectores del país, como Amba (Area Metropolitana de Buenos Aires). Eso afectó también nuestra situación y nuestros salarios".

"No hay plata"

Copello puntualizó que tampoco pueden pedir subsidios u otras herramientas económicas de salvataje, "porque el ministro de Transporte fue muy claro, nos dijo que no hay plata". Y enfatizó que "es realmente muy importante y necesario que le otorguen a nuestra ciudad los recursos para que funcione el transporte, un servicio tan importante".

En este marco de tensión y exigencias, se desarrolló ayer la audiencia de manera virtual, por Zoom, desde las 15. Se utilizó esa vía debido a la situación de emergencia pública en materia sanitaria por la pandemia del coronavirus, y por el aislamiento social y obligatorio decretado por el gobierno nacional.

En esa reunión se dejó constancia escrita de que el paro se extenderá hasta que se hagan efectivos los deberes salariales asumidos. Además, planteó como nuevo plazo de encuentro el viernes, a las 15, por la misma vía. Esa decisión permite intuir que la medida de fuerza se seguirá extendiendo.

Con este panorama, de Rosario y su zona de influencia quedarán sin servicio de colectivos, y esa medida tendrá correlato en todo el interior del país.

Sin servicio 27 de los últimos 60 días

La situación del transporte en la ciudad de Rosario y la región sigue acumulando capítulos de conflictos. Y la pandemia por el coronavirus agregó una gran cuota de angustia y complicaciones a un escenario económico que evidenció muchas instancias de lucha. En ese marco, por reclamos en los pagos de los salarios de los choferes de colectivos, en la ciudad no hubo servicio en 27 de los últimos 60 días. Vale recordar que durante mayo, hubo un paro histórico que se extendió por 23 jornadas en las que se exigió el cobro de la totalidad de abril. Esa acción de protesta no registra antecedentes en la ciudad. El servicio regresó el 3 de junio, pero desde el viernes 19, se implementó otra medida de fuerza de cuatro días hasta el martes 23, por deudas acumuladas.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario