La ciudad

La historia de los Reyes Magos que convirtieron el dolor en una gran demostración de amor

Adrián Gianangelo sobrevivió a la tragedia de calle Salta 2141. Pero su hermana Débora no lo consiguió. Mañana, el muchacho recorrerá varios hospitales de Rosario llevando juguetes y una dosis de alegría a los más chicos.

Sábado 05 de Enero de 2019

"De eso tan malo, salió esto bueno...". Quien dice esta frase es Adrián Gianangelo, el hermano de Débora, una de las víctimas de la tragedia que el 6 de agosto de 2013 enlutó a gran cantidad de familias y a toda Rosario.

Es que Adrián, junto a Leo Ferrari y Jesi Bertola, se trasladarán desde Arteaga -donde residen- para llegar mañana hasta Rosario acompañados también de los angelitos y la Virgen María para recorrer la Maternidad Martin, el Hospital Provincial, el de Niños y el Centenario. Allí les robarán sonrisas a los chicos regalándoles un juguete. Y a algún grande, por qué no...
"En nuestro pueblo la fiesta de Reyes es muy importante. Por eso quisimos traerla a Rosario como una muestra de agradecimiento por toda la solidaridad que recibimos después de lo que pasamos", cuenta Adrián y se emociona al recordar los tristes episodios del pasado. Pese a que los Gianangelo son la única familia querellante en la causa por la explosión, que se cobró 22 vidas, mañana, aunque sea por un rato, la alegría y la esperanza volverán a alimentar sus corazones.
Lea mañana la nota completa en la edición de La Capital.





¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});