La Ciudad

Falabella se achica, pero el local de Rosario seguirá abierto

A través de un comunicado oficial, la empresa dio a conocer que ofreció el retiro voluntario a todos los empleados del país

Lunes 14 de Septiembre de 2020

La compañía chilena, que cuenta con las firmas Falabella y Sodimac, emitió ayer un comunicado en el que dio a conocer que cerrará cuatro grandes tiendas ubicadas en Buenos Aires, pero por el momento las del interior continuarán trabajando. Oficialmente no anunció que se vaya del país, aunque se intuye que ese es el motivo.

Más allá de las especulaciones, lo confirmado es que la empresa está buscando un socio estratégico para hacer rentable el negocio, y que ofreció el retiro voluntario a sus empleados de todo el país, es decir que también abarca a quienes trabajan en el mítico local de Sarmiento y Córdoba.

Lo que sí está en marcha es el cierre de cuatro locales de Buenos Aires: dos de ellos son Sodimac (artículos para el hogar) y están ubicadas en Villa Tesei y Malvinas Argentinas, y los otros dos son grandes negocios de Falabella, uno situado en la calle Florida 343, pleno centro de Capital, y otro en el centro comercial Tortugas Open Mall, ubicado en Tortuguitas (provincia de Buenos Aires).

>>Leer más: Los efectos demoledores del Covid-19 en la industria argentina

Los cuatro locales elegidos para este cierre son grandes tiendas, ubicados en centros neurálgicos tanto de la ciudad como de la provincia. Pero, cabe aclarar que la tienda de calle Florida cuenta con otra similar a pocas cuadras, motivo por el cual seguramente se decidió cerrar este local.

   En cuanto a los locales de Córdoba, Mendoza y Rosario, la empresa mantuvo el silencio. Y tampoco circularon versiones de que la compañía cerrara su tradicional local en la ciudad, aunque si se retira del país, sería lo más probable.

   El anuncio cayó como un balde de agua fría a los rosarinos y a los trabajadores de la empresa que repudiaron fuertemente las medidas. La compañía no se manifestó frente a los rumores de que se podrían cerrar todas las tiendas y los gremios alzaron su voz en defensa de los empleados.

   Los trabajadores repudiaron las medidas y manifestaron que la empresa multinacional “pretende deshacerse del personal de cuatro locales, como si fueran descartables”.

   Por su parte, la empresa ratificó la implementación del retiro voluntario para los empleados de todo el país, incluidos “los trabajadores de las oficinas centrales”, destacaron.

>>Leer más: La pandemia de los despidos y las suspensiones

A su vez, quienes actualmente trabajan en las cuatro tiendas que se van a cerrar “tendrán la alternativa de ser reubicados en otra tienda sucursal”, subrayaron en el comunicado oficial.

Falabella S.A. cuenta con 10 locales en todo el país, de los cuales la mayoría está en la provincia de Buenos Aires y otros en Rosario, Córdoba y Mendoza.

Fuera del país

“La pandemia aceleró el proceso de digitalización del retail y esto ha afectado sus resultados”, expresó ayer la empresa y corrieron fuertes rumores de la posible retirada de la empresa transandina del país. Ante esto, Falabella S.A. indicó que “se encuentra evaluando opciones de rentabilización de las operaciones de sus filiales en Argentina, las que podrían incluir el ingreso de un socio estratégico para las mismas”. Esto indicaría que podría buscar un socio que acompañe el proceso de retirada o que quiera invertir en el país. Hasta ayer no se pudo confirmar ninguna de las dos versiones.

La Red de Trabajadores Precarizados acusó a la empresa de provocar un “estallido de amenazas mediáticas con que la firma Falabella S. A. anuncia cierres para presionar mediante el miedo a sus empleados”.

Falta de certezas

Expresaron que a los empleados se les confirmó el cierre de los cuatro locales y la habilitación de retiros voluntarios para todo el país, y la supuesta posibilidad de reubicación a quienes pertenezcan a dichas sucursales, todo ya disponible.

“Repudiamos el intento de atemorizar para presionar a los empleados a tomar cifras irrisorias en lugar de indemnización, bajo la amenaza que puede ser eso o la nada, difundiendo el plan de irse del país”, expresaron. En tanto, los trabajadores se encuentran en estado de alerta absoluta, y exigieron al sindicato de comercio que convoquen urgente a asambleas para discutir cómo se organizarán y votar un plan de lucha para defender sus puestos de trabajo.

Una esquina mítica para la memoria de la ciudad

El 5 de mayo de 1897 abría sus puertas la famosa tienda “La Favorita” en, tal vez, la esquina más concurrida de la ciudad: Sarmiento y Córdoba. Durante muchos años, fue un tradicional lugar de encuentros para muchos rosarinos, de punto de inicio de paseos, y de interminables tardes de compras. Con el paso de los años, fue adquirida por la firma chilena Falabella S.A.

La Favorita fue obra de dos hermanos Ramón y Angel García, quienes llegaron desde Asturias, España, en plena adolescencia y se dedicaron al comercio. Con gran sacrificio y esfuerzo, reunieron el capital que les permitió abrir una de las tiendas que sin dudas marcó la vida y el ritmo de la ciudad.

>>Leer más: La esquina especial

Según explica el historiador y escritor, Rafael Ielpi, “el edificio original fue reemplazado por un segundo local en la misma esquina en 1912, y luego por el actual, iniciado en 1926 y concluido en 1929. Contemporáneo del cercano Palacio Fuentes, y concretado sobre proyecto de los arquitectos Presa y Arman, con Candia y compañía como empresa constructora, y Carlos Righetti como responsable de las esculturas y decoraciones interiores de esta imponente construcción. Una auténtica postal del centro rosarino.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS