Información Gral

Elon Musk, el dueño de Tesla, se hunde entre "porros" y pérdidas millonarias

El empresario apareció fumando marihuana en un programa online, mientras su compañía se hunde.

Viernes 07 de Septiembre de 2018

Las acciones de Tesla, la empresa de tecnologías de avanzada, cayeron más de 6% luego de que el fundador del fabricante de autos eléctricos Elon Musk apareciera fumando marihuana y tomando whisky en una entrevista. En un momento complejo, Musk había adelantado que planea retirar a su empresa de la cotización en la Bolsa, mientras acumula ejercicios trimestrales con grandes pérdidas. Los analistas creen que no podrá afrontar el pasivo que está acumulando.

   Musk se presentó en You Tube en el programa "The Joe Rogan Experience" por la madrugada. Durante el programa, Musk inhala lo que el anfitrión dijo era una mezcla de marihuana y tabaco. Rogan apunta que esa mezcla es legal, dado que estaban en California.

   Poco después de fumar, Musk apunta a su celular y dice riendo que estaba recibiendo mensajes de sus amigos en los que le preguntaban por qué fumaba marihuana durante la entrevista. Más adelante, Musk dijo que no notaba ningún efecto por la marihuana, que dice fumar raramente.

   Mientras el video se difundía, hubo noticias el viernes: la compañía anunció que el director de contabilidad Dave Morton renunció tras apenas un mes en el puesto, citando como razones la atención pública y el ritmo acelerado de su tarea.

   Tesla está bajo intensas presiones para reportar ganancias sostenidas a partir de este trimestre, como lo prometió Musk, pero en el segundo trimestre gastó 739,5 millones de dólares en efectivo y perdió 717,5 millones.

   Musk ha dicho que la compañía está produciendo más de 5.000 vehículos Model 3 por semana y que el efectivo generado por las ventas resultará en ganancias sostenidas. El Model 3 tiene un precio base de 35.000 dólares, aunque el más barato en venta actualmente cuesta 49.000 dólares.

   Moody's Investor Service rebajó la calificación de deuda de Tesla a "basura" en marzo, advirtiendo que Tesla no tendría dinero suficiente para cubrir 3.700 millones de dólares para operaciones normales, gastos de capital y deuda. Tesla dice que las ganancias generadas por el Model 3 pagaran las cuentas y estimularán los ingresos.

   La compañía dice que sus funciones de contabilidad serán supervisadas por el director financiero y el contralor corporativo.

   Sobre el ya famoso episodio de la marihuaha, Musk estaba en California y por tanto era legal, pero para alguien como el dueño y líder carismático de Tesla, Elon Musk, reaparecer en público fumándose un porro de marihuana y bebiendo whisky en un programa de radio no parece la mejor manera de tranquilizar a sus inversores. Apenas dos semanas después de que el fundador de la compañía planteara su intención de sacar a Tesla de la Bolsa para luego anunciar que seguiría cotizando en Wall Street, Musk acudió a "The Joe Rogan Experience", un podcast en directo en el que conversó durante cerca de tres horas.

"¿Lo has probado?"

"¿Lo has probado alguna vez?", pregunta el presentador a Musk, que responde afirmativamente entre risas diciendo que una vez. Joe Rogan se enciende entonces un porro mezcla de tabaco y marihuana y tras pegarle una pitada se lo pasa a Musk. Este lo toma preguntando: "¿Esto es legal no?". Justo antes de probarlo, el presentador le pregunta: "¿Entonces cómo funciona, la gente se enoja con vossi haces ciertas cosas?". Musk no responde.

   La aparición de Musk viene tras un verano en el que el genio detrás de Tesla y SpaceX ha dilapidado su imagen a base de un comportamiento errático. Tras poner la Bolsa patas arriba en agosto, el empresario confesó estar al borde del colapso físico y mental. Entre medias, ha habido inversores saudíes interesados en coches eléctricos e investigaciones oficiales sobre la viabilidad de sus empresas. Musk, sudafricano de 47 años, californiano de adopción, lleva dos décadas instalado en la élite de Silicon Valley. Fue uno de los artífices de PayPal y está en el grupo de visionarios que trabajan para transformar el mundo con la tecnología, al nivel de los creadores de Google, Facebook o Netflix. Con fama de imprevisible, dispuesto a poner millones detrás de cualquier idea, Musk empieza ahora a ser conocido más por su comportamiento que por sus aciertos empresariales.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario