Atentado en Nueva York

"Esto debía ser una fiesta y terminó en una locura", dijo el hermano de una de las víctimas

Mariano Mendoza habló con La Capital y responsabilizó al gobierno de Estados Unidos por la muerte de su hermano y otras siete personas en el atentado de Nueva York.

Miércoles 01 de Noviembre de 2017

Mariano Mendoza, el hermano de Hernán, uno de los cinco rosarinos que perdió la vida en el atentado terrorista ocurrido ayer en Nueva York y que provocó ocho víctimas fatales, responsabilizó al gobierno de los Estados Unidos y dijo "descreer" de la versión de que algún grupo extremista esté implicado.
En diálogo con La Capital, Mariano comentó que "hablé con Ariel (Benvenuto), el socio de Hernán y con Cancillería me comuniqué pero hasta ahora no he vuelto a tener noticias de ellos. Incluso Pablo Javkin se puso a disposición nuestra. No sé si tendremos que viajar para allá, me parece que no tiene demasiado sentido".
Leer más: Son cinco los rosarinos que murieron en el atentado terrorista de Nueva York
Cuando se le preguntó qué fue lo último que había hablado con su hermano, Mariano recordó que "me contó cómo sería la planificación del viaje, las visitas a los museos que iban a hacer, todos los detalles del viaje con sus queridos compañeros del Poli".
"Era un buen rosarino, buen compañero y amigo de su grupo del Poli. Esto debía ser un encuentro de amigos no una tragedia".
Mendoza dijo que "esto debía ser una fiesta y terminó siendo una gran locura. Pero descreemos de la versión del gobierno de Donald Trump. Tiene de alguna manera que justificar su maquinaria asesina y pone a Isis de por medio. Ahora tiene la mejor historia para contar y justificar el uso de armas. Es sistemático".
Leer más: El desgarrador relato de la mujer de uno de los sobrevivientes del atentado en Nueva York
Al recordar a su hermano Hernán comentó que "era un tipo muy dedicado a todo lo que hacía. Había hecho atletismo y representado a la Argentina en un Campeonato Sudamericano, había sido jugador de rugby en Duendes y juntos jugamos al fútbol en Renato Cesarini, en la época en que el Indio Solari subían al tractorcito y cortaba el césped del predio. Nosotros vimos nacer a ese club".
"Era un buen rosarino, buen compañero y amigo de su grupo del Poli. Esto debía ser un encuentro de amigos no una tragedia. El tenía tres hijos, Martín, Julia y Emilia. No hay palabras para definir lo que pasó", redondeó.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario