El Mundo

El caso GameStop, o cómo los millenials derrotaron (por ahora) a Wall Street

Coordinados en la Red, compraron la acción que los fondos de inversión estaban hundiendo. Les hicieron perder miles de millones de dólares.

Viernes 29 de Enero de 2021

Una rebelión juvenil online contra los poderosos fondos de Wall Street relanzó en estos días una acción, la de GameStop, que estaba muriendo. Se trata de una cadena de tiendas que vende videogames, una antigüedad en tiempos de juegos online. El 31 de diciembre su acción valía 12 dólares, hoy supera los 400. Los “Robin Hood” de la Red, que se han burlado del establishment financiero, están exultantes, al menos por ahora, pero los operadores piden la intervención de la SEC, la comisión de valores de Wall Street. La batalla continúa y se extiende a otras empresas mucho más importantes como Tesla de Elon Musk, quien apuesta por los “guerrilleros” online y contra los fondos de Wall Street.

GameStop registró unas pérdidas de 795 millones de dólares en 2019 y probablemente perdió varios cientos de millones más en 2020. Sin embargo, un ejército de jóvenes en las redes sociales con acceso a plataformas comerciales gratuitas y de bajo costo como Robinhood, y que probablemente tienen mucho tiempo libre por la pandemia, están intercambiando datos y coordinando estrategias para aumentar los precios de GameStop a través de la plataforma Reddit. Hacen lo opuesto de los potentes fondos de inversión, que apuestan a la baja de GameStop. Las acciones de la renacida GameStop no son las únicas en su mira. Las de Blackberry, AMC y Nokia, otras empresas “de museo”, también lo están. Y Elon Musk, el hombre más rico del mundo, se ha sumado al juego del lado de los millenials.

Hasta ahora, los jóvenes millenials habitantes virtuales de TikTok atacan con éxito al establishment financiero. Los expertos de Wall Street son puestos en ridículo por millares de adolescentes que se coordinan en las redes para operar en sentido contrario al de ellos. El extraño auge bursátil de GameStop, una cadena de tiendas de videojuegos con un panorama negro (va a cerrar 450 de sus locales), y de otras empresas con problemas como Amc, Blackberry y Bed Bath & Beyond es básicamente esto.

GameStop lleva tiempo en declive. En abril, sus acciones valían solo 3 dólares. En septiembre, Ryan Cohen, propietario de una web que vende comida para perros por Internet, compró el 13% de la empresa y dijo que iba a relanzarla como adversaria de Amazon. En la víspera de Año Nuevo, las acciones ya valían 12 dólares: demasiado, según los fondos de inversión especializados en ventas “en corto” (venta de acciones que se toman prestadas en previsión de una caída de su valor, leer más abajo), que se lanzaron al ataque. Pero esta vez el precio de la acción, en lugar de caer, se disparó. Incluso se ha multiplicado muchas veces, con fluctuaciones impresionantes: la semana pasada la acción cotizaba a 40 dólares, el viernes 22 cerró a 70, el lunes siguiente saltó por encima de los 100 y el miércoles, Game Stop cotizaba a 320 dólares tras haber abierto a 351, haber alcanzado un máximo de 380 y haber caído, durante la ronda de negociación a 249. Este jueves cerró a 255 dólares porque la plataforma Robinhood y otras decidieron cerrar el ingreso a GameStop, pero este viernes ocurrió lo contrario y la acción volvió a romper nuevos récords, bien por encima de 400 dólares. Fue vertiginosa esta jornada de cierre de la semana bursátil: Robinhood decidió volver a permitir la compra limitada de GameStop y otras acciones. Tras abrir con una suba de más del 100%, la negociación de GameStop se detuvo en 83%; tras una breve pausa, el valor se mantuvo al alza, con ganancias de entre el 70 y el 80%.

Mientras tanto, la SEC, la Comisión de Valores de Estados Unidos, hizo saber que está vigilando de cerca la extrema volatilidad de los precios. Una declaración muy inusual de parte de un organismo tradicionalmente parco. Claramente, envió una señal a los millenials de Reddit.

Los vendedores “en corto”, que no suelen tener mucha oposición porque atacan a empresas en crisis, esta vez se vieron desbordados por una masa de miles y miles de pequeños inversores que, coordinando sus compras en plataformas digitales como Wsb (Wall Street Bets) y utilizando aplicaciones como Robinhood que permiten comprar y vender opciones de GameStop y otras empresas de forma fácil y sin comisiones, les doblaron el brazo. Al menos por ahora.

GameStop ha alcanzado así niveles absurdos, pero la multitud de nuevos inversores (casi todos los millennials y jóvenes de la “generación Z”, los nacidos después de 1995) canta victoria: obligaron a morder el polvo a los fondos de cobertura (hedge funds). Vale aclararlo: al menos hasta ahora, en lo que va de 2021.

Un aspecto clave es un mecanismo usado por los fondos de Wall Street, la venta “en corto”, que en Argentina se llama “shortear”. En esta operación, un fondo de inversión toma prestadas acciones de una empresa de otros inversores, con la apuesta de que el precio de las acciones va a caer. Las de GameStop son las acciones con más operaciones de venta en corto de Wall Street, y se cree que alrededor del 30% de sus títulos están en manos de fondos. Pero los jóvenes en Reddit se han embarcado en un frenesí de compra, lo que disparó su precio.

Pérdidas multimillonarias

Innovadores como Elon Musk están entusiasmados con este nuevo movimiento. Desde el comienzo de 2021, los vendedores “en corto” han perdido más de 54.000 millones de dólares. Los vendedores en corto de GameStop sufrieron pérdidas de 19.750 millones de dólares en lo que va del año hasta ayer, según S3 citada por Reuters. Otra pésima apuesta fue contra Tesla, que hizo que los vendedores “en corto” pierdan 6.800 millones de dólares desde el comienzo de este año, con la compañía ganando 19% en enero.

Elon Musk contribuye a su modo:sus tuits. Un mensaje suyo causó una suba inmediata de GameStop esta semana. La guerra de los pequeños inversores a los fondos de cobertura ha provocado el mayor volumen de negociación en Wall Street desde 2008: el miércoles se negociaron más de 23.700 millones de acciones, el jueves más de 19.000 millones.

El analista Neil Wilson dijo a BBC que, al leer los mensajes en Reddit, se ve que la batalla contra Wall Street es algo personal. Hay “una moralidad ’de vigilante’ de los que hacen subir las acciones. Están enfrentándose a Wall Street, odian a los fondos de inversión y los mensajes están salpicados de insultos sobre el dinero de los ’baby boomers’ (la generación nacida luego de la II Guerra, hoy jubilada y los principales proveedores de dinero de los fondos de inversión). Es una lucha generacional, redistributiva, en la cual se trata de robar a los ricos para dar a los ’pobres’ millennials”.

Operaciones "en corto", qué son

A propósito del caso Reddit/GameStop se ha vuelto común escuchar o leer la expresión “inversor en corto”. Un inversor “en corto” no compra acciones directamente, sino que las toma prestadas de otro inversor que ya las ha comprado previamente y las pone a la venta por su valor. De este modo, ganará dinero si las acciones bajan y perderá si suben. Los inversores que utilizan esta técnica apuestan a que las acciones de una empresa concreta van a bajar, se trate de GameStop o de Tesla.

Si una empresa tiene acciones a 10 dólares o euros, un inversor “en corto” las pide prestadas a un inversor. Si estas bajan a 5 euros, el inversor en corto compra las acciones a 5 euros y devuelve las que le prestaron a 10, quedándose con 5 de diferencia. Si, por el contrario, las acciones suben, el que prestó las acciones ganará la diferencia. Si suben a 15 euros o dólares, el inversor en corto perderá 5. Esto es lo que los jóvenes de Reddit han logrado en el caso de GameStop. Este mecanismo, con GameStop, era un beneficio prácticamente seguro, pues desde hace años las acciones de la cadena de tiendas de videogames no dejaban de bajar. Al producirse una suba tan abrupta, los inversores “en corto” perdieron 19.000 millones de dólares desde el 1º de enero hasta este viernes.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS