Edición Impresa

Puñalada fatal en una garita de colectivos

Un hombre de 43 años fue asesinado de una puñalada ayer a la madrugada en una garita de colectivos de Empalme Graneros. Al parecer, la víctima estaba frente a un quiosco con un conocido...

Jueves 21 de Noviembre de 2013

Un hombre de 43 años fue asesinado de una puñalada ayer a la madrugada en una garita de colectivos de Empalme Graneros. Al parecer, la víctima estaba frente a un quiosco con un conocido cuando, por motivos que al cierre de esta edición no se habían terminado de establecer, recibió un fatal puntazo cerca del corazón. Ayer a la tarde se encontraban demorados un amigo y la concubina de la víctima a la espera de medidas judiciales que permitieran esclarecer si tuvieron alguna vinculación con el sangriento episodio.

Fuentes policiales identificaron al hombre asesinado como Javier Omar Nicoletto y apuntaron que tenía antecedentes por tres hechos de hurto desde 2010 a la fecha. Fue atacado ayer a las 2 en la esquina de Camilo Aldao y Juan José Paso y murió cerca de las 2.40 en el Hospital de Emergencias, adonde había sido trasladado en un patrullero del Comando Radioeléctrico.

Sangre. La esposa de Nicoletto, Carina J., relató a la prensa que el hombre había salido de su casa de Larrea al 2300 bis —a unas siete cuadras de la escena del crimen— con un conocido y que se enteró de lo que había ocurrido luego de que unos vecinos le avisaran que habían apuñalado a su marido.

"Fuimos a comprar un paquete de cigarrillos y él se quedó con un amigo, Marquitos. Al rato me avisaron que estaba herido y fui para ese lugar. El estaba en un charco de sangre. Enseguida comenzaron a pasar comandos (patrulleros del Comando Radioeléctrico) y empecé a gritar pidiendo ayuda", relató a canal 5 ayer a la mañana la mujer, quien se encontraba junto a su concubino malherido cuando llegaron los uniformados al lugar.

A pesar de haber recibido una certera puñalada en el pecho, cerca del corazón, Nicoletto aún se encontraba con vida. Entonces los efectivos del Comando lo subieron a un patrullero y lo trasladaron hasta el Heca, donde cuarenta minutos después falleció.

Demorados. Entre los posibles móviles del hecho, fuentes policiales consultadas por este diario refirieron comentarios de vecinos sobre rumores que vinculaban a Nicoletto con un hecho de abuso sexual en su entorno familiar. "Dijeron que la víctima había abusado o intentado abusar de una nena, y algunos incluso indicaron que este hombre había sido corrido del vecindario a raíz de ello", comentó un vocero allegado a la investigación.

En este contexto, y a partir de una serie de contradicciones esbozadas al declarar sobre lo ocurrido, Carina J. y un hombre identificado como Mauro estaban demorados ayer a la tarde. "Habían estado con Nicoletto en los momentos previos al crimen", señaló el portavoz policial, y agregó: "La mujer dijo que ella estaba en la esquina con su marido y un amigo, fue hasta la casa a buscar un buzo porque tenía frío y cuando regresó se encontró con el concubino malherido".

Respecto del amigo, agregó el vocero consultado, "dijo que se había ido antes de que este hombre fuera apuñalado". Más allá de esta pista, al cierre de esta edición los investigadores la comisaría 20ª y de la sección Homicidios no descartaban otro tipo de hipótesis.

En los quioscos. "Es normal que pueda ocurrir algo así a la noche, porque a esa hora esto es tierra de nadie", comentó un vecino respecto de la esquina donde fue apuñalado Nicoletto. Se trata de una zona donde, según relataron, hay quioscos que venden alcohol a la noche, "incluso durante la madrugada", y la cuadra suele poblarse de "banditas que se juntan a tomar", tal como dijo una doña, antes de aclarar que "a la noche no ando por la calle, menos por acá".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS