Edición Impresa

Ordenan trasladar a Zacarías a Ezeiza tras un presunto soborno

El jefe de la Unidad Regional II recibió un anónimo que indicaba que el detenido ofreció 250 mil pesos para poder huir de la Alcaidía. El juez Vera Barros pidió que lo alojen en la cárcel federal bonaerense. En tanto, el supuesto narco está desde ayer en Piñero.  

Martes 24 de Septiembre de 2013

El juez federal Carlos Vera Barros ordenó el traslado a la cárcel de Ezeiza de Delfín David Zacarías, el hombre de 48 años apresado 20 días atrás en una casa de Funes donde se halló una cocina de cocaína. La medida fue tomada luego de que el jefe de la Unidad Regional II, Luis Bruschi, diera cuenta ante el juzgado de un anónimo que indicaba que el sospechoso había ofrecido 250 mil pesos para fugarse de la alcaidía de Jefatura. El abogado del acusado desestimó la veracidad del escrito y lo consideró parte de "un vuelto" por las denuncias que la familia Zacarías realizara contra la Policía Federal (ver aparte).

En este contexto, Zacarías fue trasladado ayer a la tarde a la cárcel de Piñero, según confirmó el titular del Servicio Penitenciario santafesino, Pablo Cococcioni. Sin embargo, el funcionario no vinculó esta medida con el presunto intento de soborno. "Ya estaba previsto que fuera trasladado a otro penal hasta que se defina cuándo podrá ser alojado en una cárcel federal", explicó, para agregar que Zacarías fue alojado en una celda disciplinaria aislado de los demás internos.

Escrito. Tras recibir el viernes un anónimo en su despacho, Bruschi se presentó el sábado en el juzgado Federal Nº 3 para notificar sobre la propuesta de Zacarías para escapar. Según fuentes judiciales y policiales, en el anónimo no se precisó qué efectivos de la alcaidía recibieron el presunto ofrecimiento.

Ante esta situación, Vera Barros ordenó trasladar a Zacarías a la cárcel federal de Ezeiza. Asimismo, una alta fuente de la Jefatura indicó que Bruschi ordenó reforzar la vigilancia en la alcaidía y "la rotación de los celadores".

El jefe de la Unidad Regional II también ordenó un sumario interno para determinar si el soborno existió y, en ese caso, señalar a los efectivos involucrados. Bruschi también se presentó ayer en los Tribunales provinciales, donde planteó la situación en el juzgado de Instrucción Nº 15, a cargo de Alejandro Negroni.

En este sentido, una fuente señaló que el magistrado dispuso que la División Judiciales realice las actuaciones preliminares del caso. "En principio se trata de un anónimo y por lo tanto no se configuró ningún delito", explicó el vocero policial consultado.

Detenido. Zacarías era investigado por la Secretaría de Delitos Complejos de la provincia por un "desmedido" crecimiento patrimonial cuando fue apresado el 5 de septiembre por agentes de Drogas Peligrosas de la Policía Federal que allanaron una coqueta casa de Funes.

Allí se halló una cocina de drogas en la que secuestraron 300 kilos de cocaína y pasta base para preparar el estupefaciente, así como unos dos mil litros de precursores químicos para fabricar la droga, armas y una cantidad no precisada de dinero en billetes de pesos, dólares y euros.

Según la versión oficial Zacarías fue detenido mientras cocinaba la droga, pero él dijo que lo apresaron "cerca de esa vivienda con la que no tiene nada que ver", según su abogado Fernando Sirio.

Al allanamiento en Funes se sumaron otros trece en Rosario, San Lorenzo, Baigorria y la provincia de Buenos Aires en los que se detuvo a once personas, entre ellas familiares de Zacarías, y tres hombres acusados de ser los supuestos proveedores de los precursores químicos.

Un día después de ser detenido, Zacarías fue indagado por Vera Barros y negó su vinculación con la cocina. No obstante, el juez lo imputó de liderar una organización que fabricaba y comercializaba estupefacientes y fue alojado en la alcaidía de la Jefatura rosarina. Ayer amplió su declaración ante Vera Barros y explicó la actividad que realizan sus familiares detenidos.

"En su remisería (Frecuencia Urbana, de Baigorria) trabaja la novia del hijo y un empleado desde hace más de diez años. A su vez, una hija estudia una carrera terciaria", señaló el abogado de Zacarías, Fernando Sirio.

Investigado. Según reveló Sirio, la ex Drogas Peligrosas de la provincia estuvo un año investigando a Zacarías y en la pesquisa por lavado de dinero "aparece un informe de inteligencia que sostiene que no estaba ligado a actividades ilícitas".

Sin embargo, el fiscal Juan Patricio Murray dijo que "hay escuchas telefónicas y elementos de prueba que llevan a pensar que Zacarías tenía cierto nivel de connivencia con policías santafesinos".

Murray agregó que la investigación sostiene que Zacarías "está considerado como un proveedor mayorista y fabricante muy importante en la región sur de Santa Fe, pero no sólo para abastecer el mercado local sino también, de acuerdo con muchos indicios recolectados, para exportar parte del producido".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS