Edición Impresa

Los adolescentes argentinos comen más sano, según una encuesta oficial

El grupo etario de 13 a 15 años fuman menos y en sus hábitos de alimentación incorporaron más frutas y verduras, dice un estudio realizado por los ministerios de Salud yu Educación.

Sábado 30 de Noviembre de 2013

Los adolescentes de 13 a 15 años fuman menos y en sus hábitos de alimentación incorporaron más frutas y verduras, dice un estudio realizado por los ministerios de Salud y Educación de la Nación. También concluye que realizan más actividad física en comparación con unos cinco años atrás.

La encuesta fue desarrollada en 250 escuelas de todo el país y conforma los datos del caso argentino de la Encuesta Mundial de Salud Escolar. Más de 28.000 alumnos participaron del estudio que aborda problemáticas como el consumo de tabaco y alcohol, salud mental y hábitos alimentarios en la adolescencia.

El informe compara los números de la anterior encuesta, realizada en 2007, con la actual —de 2012— y muestra variables que en algunos casos se modificaron significativamente.

Entre esas variables están el mayor consumo de frutas y verduras, que aumentó a un 17,6 por ciento en comparación al 14 por ciento de 2007, y la actividad física, donde el promedio de los adolescentes que son físicamente activos al menos una hora por día subió en ese lapso del 12,7 por ciento al 16,7 por ciento.

La tendencia al sobrepeso aumentó cuatro puntos porcentuales (del 24,5 por ciento al 28,6 por ciento) y también la obesidad, de un 4,4 por ciento a un 5,9 por ciento, aunque los especialistas afirman que es una tendencia mundial, al comparar los resultados con los de otros países de Latinoamérica en donde también se encargó el estudio.

Respecto al alcohol se observa una leve baja, ya que el 50 por ciento de los adolescentes —en 2007 eran el 51,8 por ciento— admite haber consumido una bebida alcohólica al menos una vez en los últimos 30 días previos al momento de contestar las preguntas.

También disminuyó el consumo de tabaco en los jóvenes, puesto que un 18,8 por ciento dijo haber fumado uno o más cigarrillos en los últimos 30 días, en comparación con un 21 por ciento de 2007.

En relación al consumo de tabaco se realizó conjuntamente la Encuesta Mundial de Tabaquismo en Jóvenes, que da como resultado que seis de cada 10 fumadores hicieron el intento de dejar el hábito o quieren hacerlo y el 83 por ciento está a favor de la prohibición de fumar en espacios públicos cerrados.

En materia de salud sexual, persiste una tendencia observada a nivel internacional de aumento de las relaciones: en 2007 un 26 por ciento de los adolescentes admitió haberlas tenido al menos una vez, índice que subió al 36,9 por ciento en 2012.

La encuesta también recoge resultado de las lesiones que dijeron haber sufrido los adolescentes, y se observa una tendencia a la baja de los jóvenes que fueron atacados físicamente al menos una vez en el año, de un 25,3 por ciento en 2007 a un 24,8 por ciento durante el año pasado, y también en la cantidad de chicos intimidados en los últimos 12 meses, de un 26,1 por ciento a un 24,5 por ciento.

En relación a la salud mental también se visibiliza un leve aumento en los adolescentes de considerar la posibilidad de suicidarse en el último año: fue del 16,9 por ciento en contraste con el 16,1 por ciento de la encuesta anterior.

Sebastián Laspiur y Daniel Ferrante, funcionarios de la cartera sanitaria encargados de presentar algunos de los resultados de la encuesta a la prensa, y representantes de áreas de salud y educación provinciales destacaron que el estudio propone desafíos para profundizar y discutir la agenda común entre educación y desarrollo social.

Como próximos pasos buscarán profundizar las políticas de prevención promoviendo aumentar la intersectorialidad, generar ambientes 100 por ciento libres de humo de acuerdo con las leyes vigente y subir el precio de los cigarrillos, entre otras acciones.

Uso. Los resultados del trabajo de campo serán utilizados para la planificación y evaluación de políticas de salud escolar y de juventud y para contribuir a la vigilancia epidemiológica de las enfermedades no transmisibles y sus factores de riesgo en adolescentes.

La Encuesta Mundial de Salud Escolar es el estándar internacional para monitorear la prevalencia de comportamientos de riesgo y factores de protección "entre ellos violencia, salud mental y adicciones" más importantes entre los adolescentes.

El estudio, recomendado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) e implementado con una metodología común en todos los países, permite cotejar los resultados a nivel nacional, regional y global.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS