Operativo Aprender
Jueves 20 de Octubre de 2016

"El cambio de gobierno pudo influir en algunas rispideces"

Desde la cartera de Educación provincial analizaron las críticas de sectores estudiantiles y docentes al operativo nacional Aprender.

El Operativo Aprender, impulsado por el gobierno nacional, contó en Santa Fe con el apoyo y un guiño de acompañamiento del Ministerio de Educación provincial, que volvió a destacar ayer que hubo "una participación importante, alrededor del 75 por ciento", en todas las escuelas de la región. En tanto, sobre las críticas recibidas por sectores estudiantiles y de gremios docentes, desde la cartera educativa provincial apuntaron que pudo haber influido el cambio de gobierno nacional.

"El cambio de gobierno nacional pudo traer aparejado algún tipo de pensamiento de los gremios sobre que los resultados podían llegar a ser utilizados para algo nocivo. Quizás el no haberlos hecho parte de este operativo, y cierto grado de desconocimiento que hubo, pudo generar alguna rispidez, y quizás por eso aparecieron esas voces en contra", analizó Daiana Gallo Ambrosis, delegada de la Región VI del Ministerio de Educación provincial.

Luego de la segunda jornada de esta instancia evaluadora desarrollada ayer, desde el ministerio provincial confiaron que se realizó con "absoluta normalidad", con un "alto acatamiento" y que fue "exitoso como operativo".

Las autoridades del ministerio apuntaron que hubo una concurrencia de "entre el 70 y el 75 por ciento de los alumnos", a pesar de situaciones climáticas que afectaron algunas zonas de la provincia, y que complicó las tareas en algunas escuelas rurales. Además, hay que tener en cuenta que sobre lo noche de ayer se estaban terminando de completar los exámenes de nivel secundario, y con esas pruebas se iban a pulir los porcentajes finales.

En ese sentido, indicaron que "habrá una segunda instancia el 25 de octubre para los alumnos que no pudieron realizarla".

"El operativo se cerró con total normalidad, tanto en escuelas oficiales como privadas, con algunas particularidades en Rosario, donde siempre es más difícil la concurrencia en algunas escuelas puntuales", contó Gallo Ambrosis. "Rindieron en más de 700 escuelas, y en general el acatamiento fue alto, y no hubo casi ningún inconveniente".

"Más allá de las valoraciones que se hicieron a favor y en contra, los directivos estuvieron muy contentos. Quedaron satisfechos por cómo se llevó adelante el operativo", subrayó la delegada.

Sobre los cuestionamientos que apuntaron contra la metodología de esta evaluación, la representante del ministerio advirtió que "hay que tener en cuenta que son pruebas a nivel nacional, y que ni los gremios, ni las jurisdicciones, tenemos participación. La jurisdicción tampoco tuvo que ver con la confección del examen", puntualizó. También comentó que este operativo "trajo algunos elementos novedosos, que no estaban en pruebas anteriores a nivel nacional, como un formulario que fue criticado porque preguntaba ciertas cosas a los estudiantes que muchos entendían que no eran apropiadas". Y agregó que "también tuvo que ver el tema de los aplicadores, y que los docentes evaluaran a los alumnos de otros".

"Para nosotros, este es un índice más. Es una prueba que se viene haciendo desde al año 93. Y en 2006, con la ley de educación nacional, se plasmó en uno de los artículos la necesidad de tener un índice. Y las evaluaciones siempre han sido estandarizadas", finalizó Gallo Ambrosis.

Comentarios