Policiales

Un agente del servicio penitenciario asesinó a su exmujer y a otras cuatro personas

Fue en el barrio Alfonso de la ciudad de Santa Fe. Mató con el arma reglamentaria a su exmujer, su exsuegra, su excuñada, su hijastra y la pareja de esta. Además, hay un herido que está fuera de peligro

Viernes 29 de Diciembre de 2017

La ciudad de Santa Fe se vio conmocionada esta tarde cuando trascendió que un hombre había matado a su expareja y a otras cuatro personas, en un sangriento quíntuple crimen en barrio Alfonso.

El hecho se registró en dos viviendas ubicadas en una misma cuadra, donde se desató una matanza que dejó como saldo cinco personas asesinadas. El asesino fue identificado como suboficial en el Servicio Penitenciario.

Todo empezó poco antes de las 15, cuando Facundo Solís (ingresó a la fuerza el 11 de octubre de 2005) llegó a la casa, mantuvo una discusión con su exmujer y la mató a balazos. Después, fue hasta el inmueble contiguo y asesinó a su exsuegra, su excuñada, la hija de su exmujer y el novio de ella. A todos los ejecutó con su pistola reglamentaria calibre 9 milímetros. Después se atrincheró.

También hirió a un sobrino, que fue derivado al Hospital Cullen con una herida de bala en un brazo y se encuentra fuera de peligro. Se trata del único testigo y sobreviviente de la brutal tragedia que conmocionó a la capital provincial.

En tanto, las últimas informaciones señalan que Solís se llevó a sus dos hijos biológicos a la casa de su mamá previo al ataque que dejó cinco víctimas fatales.

Leer más: "Imaginábamos que podía pasar", dijo un allegado a las víctimas del quintúple asesinato

Leer más: Quién es el agente del servicio penitenciario que provocó la masacre de Santa Fe

Minutos después del hecho, vecinos del barrio llamaron al 911 y el lugar fue rodeado por oficiales y suboficiales de Orden Público y de Cuerpos, que después de 15 minutos lograron detener al múltiple asesino que se había atrincherado en una de las viviendas.

Le secuestraron el arma reglamentaria con la que había producido las cinco muertes. Además, uno de los hijos de la exmujer resultó baleado y fue trasladado con vida al hospital Cullen.

Solís tenía una orden de restricción y la ex esposa lo había denunciado al menos tres veces por violencia de género.





¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario