Pandemia

Video: el emotivo abrazo de Sergio Lapegüe con su hija tras salir de terapia intensiva

El periodista se recupera de un cuadro de coronavirus que lo tuvo a maltraer durante 20 días.

Sábado 13 de Febrero de 2021

El periodista Sergio Lapegüe -internado por coronavirus en una clínica porteña- y su hija Micaela volvieron a verse y se fundieron en un emotivo y prolongado abrazo que la joven dejó plasmado en su cuenta de Instagram. El periodista salió de terapia intensiva y continúa su recuperación en una clínica privada.

Lapegüe dio positivo el pasado 24 de enero luego de regresar de unas vacaciones en Punta Cana, adonde viajó con su mujer, Bochi, sus hijos, Micaela y Elvis, y un grupo de amigos.

"Después de 21 días, nos volvimos a abrazar. @sergiolapegue. Y cómo dijo @elvislapegue, volviste a nacer loquito. Te amo con el alma”, posteó Micaela en su Instagram, haciendo referencia al tiempo que llevaban junto a Elvis sin poder ver a papá Sergio.

Las imágenes muestran cuando el periodista abre la puerta del baño de su habitación y se encuentra con su hija, con quien rápidamente se funde en un largo abrazo: "Hola, veinte días. Hola, mi energía positiva, mi Universo". "¿Cómo andas? Mucho tiempo, ¿eh?", agrega Lapegüe.

Embed

Mucho más de un minuto duró el conmovedor abrazo entre padre e hija, quien no paraba de llorar. Los "te amo" fueron el escenario común durante la grabación. Posteriormente, el periodista de TN comentó el posteo y expresó: "Ese abrazo quedará por siempre en mi corazón. Te amo, sé cómo estuviste pendiente de todo este proceso. Y ya de a poco pasará a ser una anécdota con aprendizaje. Te amo infinito".

Este viernes, el periodista también fue visitado por su hijo Elvis después de haber abandonado la sala de terapia intensiva. "Me dan el alta. ¡Ay, qué alegría! Voy a pasar a una habitación común. No puedo creer que hayan pasado casi 16, 17 días acá acostado", dijo el hombre de prensa mediante un video grabado por él mismo.

Embed

Cabe recordar que el propio periodista publicó videos a través de los cuales transmitía sus sensaciones -mo siempre optimistas- sobre su estado de salud. Finalmente, el día esperao llegó y ahora vendrá el tiempo de la recuperación total.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS