muertes

Sudamérica es el nuevo epicentro de la pandemia de Covid-19

Brasil, fundamentalmente, pero también Perú y Chile, tienen niveles de contagios y muertes alarmantes. En América Latina, México se suma a la lista negra.

Sábado 23 de Mayo de 2020

La Organización Mundial de la Salud (OMS), declaró oficialmente que América Latina y en particular a Sudamérica como nuevo "epicentro" de la pandemia de coronavirus. El director del programa para la emergencia de la OMS, Michael Ryan, ha clasificado a América del Sur como "un nuevo epicentro" de la pandemia. Ryan subrayó que Brasil es el lugar más afectado de la región. Brasil superó ayer las 20.000 muertes por Covid-19.

Las dos naciones más grandes de América Latina México y Brasil, reportaron esta semana cifras récord de nuevos contagiados y muertes diarias, lo que alimentó las críticas a sus presidentes, que han aplicado lentamente las medidas de suspensión de las actividades en un intento por limitar el daño económico.

Brasil anunció ayer una cifra récord de 1.101 muertos en un solo día, por lo que el número de decesos total ascendió a 20.048 desde el inicio de la pandemia. En total, según datos del Ministerio de Salud, 330.890 personas han sido contagiadas en Brasil. No obstante, médicos y expertos temen que el número real sea mucho mayor debido al reducido número de test realizados.

Con una curva de contagios que sigue aumentando rápidamente, Brasil, con 210 millones de habitantes, se sitúa ya como segundo país con mayor número de infectados del mundo, solo precedido por Estados Unidos. Se han registrado otros 20.803 infectados en 24 horas, lo que supone un incremento sustancial en 48 horas: el miércoles se contabilizaban 291.579 personas infectadas, contra 330.890 ayer. Esto es, unos 40 mil infectados más en solo dos días.

El número de muertos es el sexto más alto a nivel mundial, y se ha duplicado en tan solo once días, indicó el Ministerio. A pesar del rápido avance del virus, el presidente Jair Bolsonaro volvió a pedir el levantamiento de las medidas de confinamiento para poder reactivar la economía. Sin embargo, la mayoría de los 27 Estados que forman el país se encuentran bajo duras medidas de cuarentena ordenadas por los gobernadores. Pese a ello, los contagios y muertes no cesan de crecer en estos lugares tampoco. El estado de San Pablo, principal centro económico del país, es el más afectado por la pandemia, con cerca de un cuarto de todos los casos y decesos registrados a nivel nacional, y esto pese a que su gobernador Joao Doria, del opositor partido PSDB, ha impuesto una cuarentena estricta. En total, San Pablo, con 38 millones de habitantes, ha confirmado 5.558 fallecidos, seguido por los estados de Río de Janeiro, con 3.412, Ceará, con 2.161, Pernambuco, con otros 1.925 y Paraná, con 1.852 muertos.

En otros países de Sudamérica las cosas no están mejor. Las infecciones aumenta y las unidades de cuidados intensivos también se ven inundadas en Perú y Chile, países que antes recibieron elogios por la imposición de cierres de empresas y cuarentenas prematuras y enérgicas.

Perú está registrando un preocupante avance del virus. Tiene 3.148 muertes y 108.769 casos confirmados. Chile, por su parte, está experimentando la fase más crítica esta semana. Desde el 15 de mayo hasta ayer, viernes 22, hubo un aumento del 59 por ciento en las muertes, que pasaron de 394 a 630 por día. Los casos también se dispararon: hasta el viernes anterior, había 39.542; ayer, 61.857, lo que significa un aumento del 56 por ciento. En dirección contraria, Paraguay tiene, hasta ahora, la situación bajo control. Con las fronteras cerradas con Brasil, el país acumula apenas 836 casos de coronavirus y sólo 11 muertes.

Fuera de Sudamérica, México, con más de 80 millones de habitantes, es otro gran foco de Covid-19. El presidente Andrés Manuel López Obrador minimizó durante semanas la amenaza que representaba el virus. Continuó insistiendo que México era "diferente", que sus fuertes lazos familiares y su ética de trabajo lo ayudarían. Luego tuvo que decretar cuarentenas muy tardías. México tenía el miércoles más de 6.000 muertes confirmadas. El país reportó más de 400 muertes al día esta semana, pese a que la curva aún no han alcanzado su punto máximo. Se sospecha que muchas muertes clasificadas como "neumonía atípica'' fueron por Covid-19. El número real puede ser varias veces mayor a los oficiales. López Obrador, un populista de izquierda, recibe muchas críticas por su manejo en la gestión del Estado, y no solo en lo referido al Covid-19.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario