Pandemia

La OMS recomendó dos drogas reumatológicas para el coronavirus grave

Se trata de los fármacos tocilizumab y sarilumab. En nuestro país por ahora su uso no está aconsejado por el Ministerio de Salud

Martes 06 de Julio de 2021

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomendó este martes oficialmente la utilización de dos fármacos o drogas reumatológicas para enfrentar la respuesta inflamatoria del organismo frente al coronavirus grave, siempre en combinación con la ya clásica cuota de corticoides.

Se trata de los inmunomoduladores tocilizumab y sarilumab, que ya venían siendo mencionados desde el año pasado. En nuestro país los medicamentos son especialmente costosos: 200 miligramos de tocilizumab arrancan en los 65.000 pesos.

El Ministerio de Salud argentino no recomendó, por ahora, su uso en el país pero el interrogante es si analizará hacerlo o no a partir del consejo de la OMS.

Según aclara la página oficial de la cartera que conduce Carla Vizzotti, “no hay evidencia a la fecha que permita emitir una recomendación a favor o en contra de terapias inmunomoduladoras (inhibidores de IL-6, inhibidores de las quinasas, etcétera) excepto en el marco de un ensayo clínico”.

La OMS, según aclaró, lanzó esta recomendación tras haber coordinado un estudio grande, que compiló 27 ensayos aleatorizados en los que participaron casi 11.000 pacientes: 6.449 recibieron alguno de esos dos inmunoduladores y 4.481 quedaron en el grupo placebo.

77766724.jpeg.thumb.jpg

El resultado fue publicado ayer en el prestigioso Journal of the American Medical Association (JAMA), en un artículo titulado “Association between administration of interleukin-6 antagonists and mortality among hospitalized patients with COVID-19: a meta-analysis”.

Las cifras fuertes del estudio de la OMS (en asociación con el King's College London, las universidades de Bristol y College London, y el Guy's and St. Thomas 'NHS Foundation Trust) son una reducción del riesgo de muerte del 17% en los pacientes graves que utilizaron tocilizumab o sarilumab, en comparación a los que habían usado solamente corticoides (dexametasona).

En los que no tenían ventilación mecánica, el riesgo de tener que ser ventilados o de morir bajó un poco más: 21%, siempre en comparación al uso de corticosteroide solo.

Opinión

Según aclaró Arnaldo Casiró, jefe de Infectología del Hospital Álvarez, “el papel de estos inmunomoduladores es ayudar a frenar la respuesta autoinmune inflamatoria que se desencadena en algunos pacientes de Covid. En este caso puntual, ayudan a que el organismo regule la producción de una citoquina llamada interleuquina 6, o IL-6".

Para quienes recuerden eso de la "tormenta de citoquinas" (ahora renombrada Síndrome Inflamatorio Multisistémico), la IL-6 tiene, ahí un rol importante. "Cuando está en valores normales ayuda a combatir patógenos. Pero su sobreproducción genera efectos inflamatorios”, agregó el médico.

3-245-5RsYzmP5C-vCKXhE1618417382434.jpg

Al igual que en la artritis reumatoidea (la afección para la cual se suelen usar tocilizumab y sarilumab), el Covid puede derivar en una condición propia de las enfermedades autoinmunes, y es que el cuerpo atente contra sí.

Es que, recordó Casiró, “el Covid tiene dos etapas: la primera es la infecciosa, cuando el virus se reproduce dentro del organismo. La segunda y más grave ocurre en los casos en que se desencadena la fase inflamatoria. Todos los cuadros que llevan a respirador, diálisis o cualquier estado grave tienen que ver con ese estado inflamatorio”.

“El tratamiento estándar hasta ahora es el corticoide dexametasona, un antiinflamatorio que, conviene remarcar, debe ser administrado en el momento de la inflamación y no antes. Estamos viendo gente que se automedica con corticoides apenas empieza a toser, lo cual puede ser muy perjudicial”, advirtió.

Cifras

El comunicado de la OMS destaca que “el riesgo de morir dentro de los 28 días es menor en los pacientes que recibieron antagonistas de la interleuquina-6. En este grupo, el riesgo de muerte fue del 22%, en comparación con un riesgo asumido del 25% en aquellos que solo recibieron la atención habitual”.

Luego señala "mejoras en pacientes que también habían recibido corticosteroides. En ellos, el riesgo de morir en 28 días fue del 21% -para los pacientes que recibieron antagonistas de la interlequina-6-, en comparación con un supuesto 25% para los pacientes que recibieron la atención habitual”.

En otras palabras, “de cada 100 de estos pacientes, sobrevivirán 4 más”. Pero la relación pasa de 100 a 7 si se contemplan pacientes al borde requerir respiración mecánica asistida. Con las drogas mencionadas, el riesgo de morir del 33% queda, para ellos, en 26%, destaca la OMS, y sintetiza que vieron "beneficios y ningún efecto y daño”.

Perspectivas

En Argentina, la terapia con estas drogas es ensayada por equipos de investigación de distintos hospitales. Una de esas instituciones es el Hospital Pirovano.

Según explicó al diario Clarín Ricardo Teijeiro, jefe de Infectología de ese hospital, “el sector de investigación está utilizando tocilizumab. Según el cuadro, el tratamiento puede llevar entre cinco y diez días”.

Aunque aclaró que “los resultados en algunos pacientes fueron buenos”, prefirió esbozar un comentario sobrio y cauteloso. Por un lado, por los efectos colaterales que para él sí pueden generar estas drogas. Pero, además, porque "estas terapias no están indicadas para cualquier paciente".

E3YcVRtWEAI5qLS.jpg

Es que, en medio de la desesperación por tener un familiar grave, muchas personas se acercan a los médicos reclamando probar tal o cual tratamiento, del cual tomaron noticia a través de los medios, señaló.

“Pasa con el suero equino hiperinmune, con el plasma de convaleciente, los antivirales... cada tratamiento debe ser evaluado por el médico responsable acorde al cuadro y a la historia del paciente”, dijo.

Y resumió: “La dexametasona sigue siendo el tratamiento de base. Ahora bien, por lo que vemos, ninguno de estos otros tratamientos genera resultados abismalmente diferentes. Los vamos probando. Estamos en una línea muy fina a la hora de tomar estas decisiones. No se puede generalizar”.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario