Pandemia

Boris Johnson cierra de urgencia la mayoría de los negocios en Gran Bretaña

El primer ministro británico Boris Johnson ordenó ayer el cierre de la mayoría de las tiendas minoristas y prohibió todo tipo de concurrencias durante tres semanas, con el fin de ayudar a frenar la propagación del nuevo coronavirus.

Martes 24 de Marzo de 2020

El primer ministro británico Boris Johnson ordenó ayer el cierre de la mayoría de las tiendas minoristas y prohibió todo tipo de concurrencias durante tres semanas, con el fin de ayudar a frenar la propagación del nuevo coronavirus.

Las medidas que Johnson anunció anoche en un mensaje a la nación se alinean con las severas acciones tomadas en Francia, España e Italia, pero representan una divergencia del enfoque más relajado que había adoptado hasta ahora el gobierno británico ante la pandemia de Covid-19.

Gran Bretaña ya había cerrado escuelas, bares y restaurantes, y exhortado a la población a permanecer en sus casas, pero si bien algunos siguieron las recomendaciones, otros no. Ese enfoque había generado confusión y alarmó a funcionarios públicos preocupados por el incesante incremento en el número de casos.

Aumentaron también los llamados al gobierno a imponer restricciones más severas y mayor rigor al exigir que sean acatadas.

Johnson dijo que estaba "dando al público británico una orden muy sencilla: deben quedarse en casa".

El primer ministro ofreció una lista de razones limitadas por las que se permitiría que alguien salga de casa, incluyendo la compra de productos básicos, consultas médicas y para realizar ejercicios una vez al día.

Hasta ayer, el Reino Unido registraba el décimo número más alto de casos de personas infectadas con el coronavirus a nivel mundial, 5.903, y la sexta mayor cantidad de muertes relacionadas con la enfermedad, de acuerdo con el conteo de la Universidad Johns Hopkins, de los Estados Unidos. Las cifras del gobierno británico mostraban que otras 54 personas portadoras del virus habían fallecido desde el domingo, elevando el total en el país a 335.

Los contagios recientes están aumentando a un ritmo exponencial, lo que ha generado preocupación de que, en una o dos semanas, el país se encontrará en una situación como la que se vive en Italia en caso de que fracasen las medidas para frenar la propagación.

En la mayoría de las personas, el nuevo coronavirus sólo provoca síntomas de leves a moderados, como fiebre y tos. En algunos, en particular adultos mayores y personas con problemas de salud ya existentes, puede causar enfermedades más graves, como neumonía.

La gran mayoría de las personas se recupera del nuevo virus.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario