Ovación

Newell's tuvo un debut decepcionante ante Talleres en Córdoba

El conjunto rojinegro empezó anoche el torneo con ansias de protagonismo pero estuvo muy lejos de lo esperado. Tuvo un flojo rendimiento y Talleres se lo ganó con intensidad y no mucho más

Sábado 31 de Octubre de 2020

Mal punto de partida para Newell’s. Tanto había esperado el hincha por ver al equipo en acción y todo lo que había insinuado en la previa que el final del encuentro, con el 3-1 en contra, le dejó una sensación amarga. Es que la expectativa era tan grande como la ilusión de que la lepra se convierta en el animador del torneo. Pero al menos en esta primera fecha estuvo lejos de ratificar lo que se esperaba. Al menos tiene tiempo y potencial para que el traspié ante Talleres sirva de aprendizaje para corregir las cosas que hizo mal, que fueron muchas más de las imaginadas de antemano.    

No fue el inicio esperado por Newell’s. No solo por el resultado, frente a un rival que llegaba al debut con más dudas que certezas en medio de un proceso de consolidación. Es que el rendimiento del equipo rojinegro fue muy flojo y apenas durante algunos lapsos del primer tiempo ejerció el protagonismo que pretende y que aspira a tener en el torneo. En definitiva, insinuó más de lo que mostró. Y ni siquiera fue capaz de sostener la igualdad de Nacho Scocco, conseguida en momentos en los que la lepra jugaba con uno menos por la expulsión de Fontanini y no le encontraba la vuelta al partido. La conquista significaba un alivio en medio del estado de confusión. Por cómo se presentaba el trámite, el punto era un gran negocio. Pero no le duró nada el 1 a 1. Pochettino le dio un golpe letal cuando todavía disfrutaba de la conquista de Nacho y dejó a la lepra en el piso. Y al conjunto de Kudelka ya la resultó imposible levantarse.

Se esperaba mucho más de Newell’s. Por lo que había insinuado en la pretemporada, porque arrancaba el torneo con una formación estable y por contar con un refuerzo de lujo como Scocco. Por antecedentes, las mayores expectativas estaban puestas en el conjunto de Frank Kudelka. Pero las mismas se fueron diluyendo con el correr de los minutos. Es que en medio de un desarrollo parejo, con imprecisiones y escasas opciones de gol en uno y otro arco, la lepra se fue desdibujando, y a medida que perdió el control de la pelota evidenció enormes flaquezas que facilitaron la victoria del dueño de casa.

Kudelka manifestó en la conferencia de prensa previa al partido en Córdoba que uno de los interrogantes que mantenía era la intensidad que podía alcanzar el equipo. Es que los amistosos no son el mejor parámetro para saberlo. Y anoche, en el primer partido oficial, quedó en deuda en ese sentido. Talleres lo quebró imponiendo un fútbol vertical. Sin hacer nada del otro mundo, corrió mucho y llegó a fondo en los momentos precisos.

Empezar así indudablemente duele. El torneo es corto y resignar puntos siempre resta posibilidades en esta carrera por clasificar a la siguiente instancia entre los dos primeros de la zona, aunque se insiste que la liga recién comienza. Y resulta doloroso todavía más porque es indudable que Talleres no era el adversario que en los papeles fuera capaz de ofrecer la mayor resistencia si se lo compara con Boca y Lanús, los demás integrantes de la zona. Pero el pronóstico que Newell’s era el favorito en el Mario Kempes terminó en la basura.

Muy poco de lo que se creía que se vería anoche de la lepra se reflejó en el campo de juego. Nacho Scocco sí cumplió con creces su oficio de goleador. La voluntad de Pablo Pérez fue otro aspecto para rescatar. Alguna que otra tapada de Aguerre, lo mismo. Pero no mucho más. Desdibujado, sucumbió en suelo cordobés teniendo el rol de partenaire y no el protagónico que le gusta.

Existe margen para el consuelo, sin afligirse más de lo debido por lo ocurrido en la fatídica noche del debut. La confianza de Newell’s debe renacer a partir de un plantel que cuenta con jugadores y un estilo de juego que puede ofrecer mucho más de lo exhibido ante Talleres. Boca, el rival de la próxima fecha, lo exigirá al máximo. Un interesante desafío para levantar la cabeza.

Derrota afuera, tras 6 sin caer

En algún momento a Newell’s le costaba cuando salía del Coloso pero ahora llevaba 6 fechas sin perder, con 2 triunfos y 4 empates. La última caída fue 1-0 ante Argentinos, por la 14ª fecha de la Superliga. Eso sí, un dato llamativo, con Kudelka de DT nunca su equipo pudo mantener el arco en cero de visitante. Y con Fontanini es el primer defensor expulsado y el segundo en su ciclo. El otro, Rodrigo Salinas.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS