Ovación

"La virtud de Ibáñez es la ubicación"

Martes 30 de Enero de 2018

Nelson (Ibáñez) es un arquero cuya virtud es la ubicación. No es de los que vuelan por volar. Tanto él como Luciano (Pocrnjic) son futbolistas que ya tienen unos 150 partidos en el lomo y les resulta más fácil que a un pibe cuando les toca atajar luego de un tiempo sin hacerlo. La experiencia no se compra. A partir de esa experiencia son capaces de resolver una jugada o manejar los tiempos en un saque de arco. Aparte a ninguno de los dos les cuesta laburo. Al contrario, los tenés que controlar porque se pasan de rosca. Es mucho más fácil laburar con ellos. Tienen una predisposición y unas ganas de trabajar terribles. Por eso estaba tranquilo de que le tocara atajar a Nelson. En el amistoso que le ganamos a Banfield lo vi muy bien. Qué se le puede decir a un arquero que está en esto hace un montón de años. No le podés enseñar nada. Solamente lo acompañás en los entrenamientos. Nelson te resuelve una jugada con la experiencia, como el otro día, bien parado en una pelota rápida (por la doble tapada a Sebastián Lomónaco). Para que maneje tiempo y espacio, considerando que hacía mucho que no atajaba en un partido oficial, trabajamos mucho los centros. Le pateamos muchísimo sin oposición, sin gente, para que maneje esa relación de tiempo y espacio. Si no lo ensayás, por ahí una pelota la calcula mal y puede quedar expuesto. El entrenamiento ayuda un montón a un arquero que viene sin jugar. Y si no trabaja los centros,
después no se anima a salir. Es que no estará tranquilo ni seguro en ese tipo de jugadas. Pero si lo estimulás y lo obligás a que salga, agarra confianza. El otro día salió lejos a buscar una pelota con los puños. Me sorprendió a mí porque salió bastante lejos. Estoy muy contento con los arqueros con los que me toca trabajar, Nelson y Luciano, además de Temperini y los juveniles Bustos y Barlasina. Todos tienen condiciones.

Gabriel Dottori (Entrenador de arqueros de Newell's)

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario