Ovación

Central: Rivoira ahora probó con un 4-3-1-2, con Rivero de enganche

Héctor Rivoira no mintió después de la práctica del martes cuando dijo que iba a probar distintas variantes de cara al partido del sábado ante Belgrano. De hecho ayer, pese a la lluvia, volvió a hacer fútbol y paró un esquema distinto al del primer ensayo de la semana y al que puso en cancha en las tres presentaciones del año.

Jueves 24 de Febrero de 2011

Héctor Rivoira no mintió después de la práctica del martes cuando dijo que iba a probar distintas variantes de cara al partido del sábado ante Belgrano. De hecho ayer, pese a la lluvia, volvió a hacer fútbol y paró un esquema distinto al del primer ensayo de la semana y al que puso en cancha en las tres presentaciones del año. La alternativa de ayer fue un 4-3-1-2, con Martín Rivero (en lugar de Zarif) cumpliendo la función de enganche. La mala noticia de la jornada fue la contractura en el aductor que sufrió Germán Rivarola, aunque Pirulo no tendría problemas para jugar (ver aparte).

Este planteo, más el 4-4-2 utilizado el martes, son los que el técnico tiene en la cabeza para el sábado. Hasta donde pudo averiguar Ovación, el Chulo quedó más convencido con lo que vio ayer, especialmente en lo que tiene que ver con la generación de juego. De todas formas se tomará la práctica de hoy y la de mañana para definir qué esquema pondrá en cancha y, por supuesto, con qué intérpretes.

Lo que por estas horas parece casi seguro es que Diego Chitzoff tendría un lugar entre los once, ya sea con un sistema o con el otro. Ayer él fue el elegido para el puesto de marcador de punta por derecha, que quedó vacante por la expulsión de Roberto Guizasola. Con la lesión de Rivarola, Omar Zarif pasó para los titulares y el ex Tiro Federal y Colón cambió de una punta a la otra.

Es que el resto fue igual. Porque los puestos en la mitad de la cancha se repartieron de manera similar a como lo habían hecho el martes. Esto es, con Jesús Méndez por derecha y Matías Ballini como cinco clásico. El retoque más importante (siempre tomando como referencia el 4-4-2 ensayado hace dos días) fue la posición de Federico Vismara, quien se mostró más recostado por el sector izquierdo del mediocampo. De igual forma, cada vez que el equipo titular perdía la pelota Rivero retrocedía por ese sector y el ex Chacarita, automáticamente, se convertía en un colaborador directo de Ballini en el anillo central.

También se podría afirmar que Adrián De León tendrá su primera chance desde el primer minuto en lo que va del campeonato. El Pocho asoma como el acompañante de Javier Toledo, quien ayer volvió a marcar dos goles en el triunfo de los titulares sobre los suplentes (De León marcó el restante y Medina para el conjunto alternativo). En este punto, allegados al cuerpo técnico argumentaron que la idea de Rivoira de sacarlo a Medina pasa no sólo por el bajo nivel que viene mostrando el chaqueño, sino porque lo consideran un jugador importante en caso de que el equipo esté en ventaja y tenga la posibilidad de aprovechar algunos espacios.

El Chulo había hecho especial hincapié sobre las sensaciones del equipo después de la práctica del martes y ayer actuó de manera similar. Sólo que en la charla que hubo en la mitad de la cancha (en el entretiempo) fue el entrenador quien copó la parada discursiva. Es apenas un detalle, pero bien puede tomarse como un indicio.

Fueron otros 60 minutos de fútbol, con un solo cambio respecto a la prueba de hace 48 horas, pero con otra disposición táctica. Y de una u otra forma el canalla irá ante Belgrano por tres puntos clave. El Chulo tiene la última palabra.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario