Central

Arismendi se convirtió en la nueva cara canalla

El mediocampista llegó ayer a Rosario. Hoy se hace la revisión y firma el contrato por dos años. Bauza ya tiene el volante central.

Viernes 10 de Agosto de 2018

Después de tanto buscar, Central tendrá el mediocampista central que solicitó Bauza ni bien se hizo cargo del equipo. Y el nombre con el que el canalla contará a partir de mañana (hoy se hará la revisión médica) es Diego Arismendi, el volante proveniente de Nacional de Montevideo. El futbolista arribó ayer por la tarde a Rosario y a partir de hoy comenzará con todos los exámenes de rigor antes de estampar la firma en el contrato que lo ligará al club de Arroyito por los próximos dos años (hasta anoche charlaban algunos detalles sobre lo económico). Con esta cara nueva Central prácticamente se retira del mercado, salvo que llegue alguna oferta importante por algún jugador y que la dirigencia pueda ir a buscar un reemplazante en el exterior, luego de que la AFA extendiera el cierre del libro de pases para los futbolistas que militan en otros países. Es el cuarto volante central uruguayo que llega en los últimos años.

Bauza siempre habló de la necesidad de contar con un volante central de "características específicas" y, en principio, Arismendi cuenta con esos atributos. Es mediocampista por naturaleza, aunque en muchos partidos, especialmente en el último año, se desempeñó como zaguero central, otro de los puestos que pude cubrir, básicamente por su altura (1,90 metro).

Sus últimos meses en Nacional no fueron del todo buenos, al menos en lo que tiene que ver con la continuidad entre los titulares. Es que quedó un poco relegado por el buen presente de Christian Oliva y Gabriel Neves, dos juveniles de las divisiones inferiores del club. Es por eso que apenas apareció el interés de Central el futbolista se mostró entusiasmado. De todas formas hubo varios días en el medio en el que las negociaciones marcharon de manera lenta hasta que apareció el apuro del lado de los canallas por contratarlo.

El miércoles la negociación había avanzado bastante, pero estaba en un "50 y 50", según le confió el vicepresidente Luciano Cefaratti a Ovación. A esa altura había quienes ponían ciertos reparos, no por Arismendi, sino para la llegada de otro refuerzo, pero en las primeras horas (desde muy temprano) de ayer se potenciaron las charlas y fue así que el volante uruguayo emprendió viaje, junto a su representante, cerca del mediodía rumbo a Rosario. Mientras eso sucedía, en la sede de calle Mitre los dirigentes canallas redactaron el contrato que firmará hoy luego de sortear la revisión médica. A la noche algunos directivos pasaron a saludarlo por el hotel en el que estaba alojado.

"Es un cinco clásico, de buena estatura, lo que nos puede ayudar mucho en la pelota parada. Tiene buena distribución y como buen uruguayo muestra mucho carácter. Creo que se va a acoplar rápidamente y no va a tener ningún tipo de problemas. Estuvo trabajando y esperemos que llegue bien para que se pueda sumar rápido al plantel. Después veremos cuándo puede entrar al equipo", fue la reflexión del Patón Bauza en el mediodía de ayer cuando se le consultó sobre las características de Arismendi. En ese momento el Patón estaba convencido de que el futbolista iba a llegar, pero desconocía que ya estaba viajando hacia Rosario.

Arismendi, de 30 años (25 de enero de 1988), comenzó su carrera en Nacional y en 2009 fue transferido a Stoke City, de Inglaterra (en ese país tuvo un breve pasó también por Brighton y Barnsley). En 2013 volvió al Bolso y entre 2015 y 2016 jugó en Al-Shabab de Arabia Saudita.

Lo que Bauza buscará en Arismendi es hallar un socio ideal para Néstor Ortigoza. Hoy Gil lo está haciendo de buena manera, pero lo que el DT pretende es un volante de marca con mucho quite (eso el Colo no lo tiene) para que Ortigoza pueda gozar de mayor libertad a la hora de la creación o incluso para intentar ser el pase de salida. Posiblemente esta alternativa ponga al Patón frente a la posibilidad de algún cambio de esquema, pero para eso ya habrá tiempo. Por lo pronto el DT ya tiene a ese volante tapón que tanto necesitaba.

Los "5" uruguayos de los últimos años

Julio Mozzo. Llegó luego de que Pizzi se hiciera cargo del equipo. Fue una pieza clave en la temporada 2011/12 de la Primera B Nacional. Jugó 28 partidos (27 de titular) en ese torneo, hasta que sufrió una lesión en cancha de Quilmes y se perdió la recta final del campeonato en el que el canalla perdió la promoción con San Martín de San Juan.

Nicolás Freitas. Miguel Russo fue quien lo trajo. Llegó proveniente de Peñarol de Montevideo, pero su nivel futbolístico estuvo demasiado lejos de lo que el técnico esperaba. En la temporada 2012/13 de la B Nacional jugó apenas 11 partidos, seis desde el arranque, lo que dejó en evidencia que no pudo acomodarse no sólo al club sino al fútbol argentino.

Santiago Romero. A mediados de 2017 el Colo arribó a Arroyito, cuando Paolo Montero era el técnico canalla. Arrancó como titular, pero no jugó demasiado. Seis veces por la Superliga y otras tres por Copa Argentina estuvo desde el inicio, pero su estadía en Rosario fue muy corta. A los seis meses y
sin lugar en el equipo que ya dirigía Leo Fernández, retornó a Nacional.



En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});