La ciudad

Desarrollaron una app para disminuir residuos y ganaron

Siete rosarinos idearon una forma de reciclar la basura que se genera en las obras en construcción. Ahora compiten con 51 ciudades del mundo

Sábado 13 de Julio de 2019

Un equipo de jóvenes de la ciudad participó de tres jornadas para emprendedores. Allí desarrolló una aplicación que permitirá conectar a las obras de construcción, que desechan millones de kilos de residuos, con empresas que los podrían reutilizar. Ganaron la fase local y ahora compiten con otras 51 iniciativas de 28 países. Si superan esta instancia, viajarán a Francia para presentar el proyecto a inversores, además de participar de una capacitación específica. No obstante, necesitan ser votados en internet.

Entusiasmo no les falta a Iker Canut, Franco Roccuzzo, Anner Modestini, Victoria Verger, Carolina Estelles, Paula Nallino y Nicolás Pecorari. Ellos son los que forman el equipo ganador del Startup Weekend Rosario, que se realizó en la ciudad, del 7 al 9 de junio.

Durante esos días, emprendedores se dieron cita para crear proyectos que signifiquen soluciones, bajo el lema “La revolución sostenible”.

Podían proponer un tema para trabajar o sumarse para colaborar. La idea era que cada equipo fuera multidisciplinario.

En esos días, Anner, que es arquitecta, comentó que las obras en construcción generan gran cantidad de residuos que terminan en basurales a cielo abierto. El 35 por ciento de esos desechos es reciclable porque se trata de madera, plástico y metales.

“En las 1.500 obras en construcción que hay en Rosario se generan 157 millones de kilos de basura reutilizable por año. Esto sucede porque no hay un sistema que conecte y vincule a quienes producen los residuos con quienes los podrían reutilizar”, explicó la arquitecta.

Ante este problema, los jóvenes pensaron una solución. Uno de ellos fue Iker, quien, al escuchar el planteo de Anner, decidió anotarse para desarrollar un proyecto que brinde una respuesta. Y lo mismo hicieron cinco más de los presentes. “Me propuse para ayudar como programador y me sumé al equipo”, contó el chico de 18 años que es estudiante del Politécnico.

Así se armó el equipo formado por estudiantes a punto de recibirse en economía, tres arquitectas, una abogada, un ingeniero industrial y un estudiante del secundario con mucho interés en informática.

En un día y medio desarrollaron la solución para bajar considerablemente la cantidad de basura de las obras en construcción y no sólo eso, sino que lograron conectar a una obra que necesitaba desechar 30 kilos de basura con una empresa que reutiliza el material para desarrollar embalajes y pallets.

Ahora los jóvenes necesitan de la participación de la gente para pasar a la siguiente fase, que consiste en la evaluación por parte de un jurado internacional. Para votar el proyecto hay que ingresar al sitio https://global-sustainable-revolution.com/index.php.

Los jóvenes desarrollaron “Logística inversa”. Así llamaron a su creación, que busca unir dos extremos de una cadena.

Los vendedores podrían cargar en una aplicación la cantidad de residuos que ofrecen y los compradores seleccionarían el tipo de residuo que desean adquirir. Así, mediante geolocalización, elegirían el material necesario.

Durante el Startup Weekend, el equipo puso en funcionamiento una versión simple de la aplicación y pudo concretar la primera compra.

Tres días después implementó una prueba piloto en un parque industrial donde hay obras en construcción, en los alrededores de Rosario. Colocó tres contenedores para que se pudieran clasificar los residuos.

Su intención fue demostrar que se podría reducir el 35 por ciento de los desechos que son generados en las obras en construcción de Rosario.

Los jóvenes compiten con otras 51 ciudades. Hoy culmina la votación por parte del público en general a través de la web, y los más votados pasarán a la fase final que consiste en la evaluación del jurado. Los ganadores serán cinco. Recibirán una capacitación para emprendedores y podrán viajar a Francia a buscar inversores que les permitan desarrollar la iniciativa por ahora incipiente.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario